19 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

“Duque está haciendo todo para que la gente pida su renuncia”: Mafe Carrascal

13 de diciembre de 2019
13 de diciembre de 2019

Bogotá, 13 de diciembre_ RAM_ La internacionalista y activista social María Fernanda Carrascal se refirió al paro nacional y aseguró que, aunque no se está pidiendo la renuncia del presidente Iván Duque, “por el momento” el mandatario sí “está haciendo los méritos para que la gente se rebote y pida su denuncia”.

Sobre las razones de las movilizaciones que empezaron el 21 de noviembre, y en las que ella ha participado, afirmó: “El propósito es que en este país por fin haya las reformas estructurales y lo primero que necesitamos es que pare la reforma tributaria del gobierno, porque es devolverle favores del presidente”.

“La gente no está comiendo, no tiene educación de calidad y estamos muy mal. Siguen asesinado personas en la ruralidad”, expresó Carrascal.

Criticó la gestión del presidente Iván Duque. “Duque no ha dado la talla y es que está amarrado por muchos lados: por su partido y su jefe político, Álvaro Uribe, y está aprisionado y no hay salida. No hay gobernabilidad y no hay confianza”.

Además, recordó que trabajó en la Alcaldía de Bogotá de Gustavo Petro, a quien dijo «respetar y admirar». «Petro es una persona muy valiosa para la democracia y a quien respeto y admiro. Aprendí muchísimas cosas. Pero este no es un momento que estemos cercanos o haciendo política juntos, aunque algún día nos encontraremos porque las ideas progresistas nos unen». «Las luchas que dé él (Gustavo Petro) son justas y no estamos para ser moderados”, enfatizó la joven activista.

De otro lado, lanzó varios dardos al excandidato presidencial Sergio Fajardo. “A Fajardo sí le falta consistencia (…) no considero que sea la solución en este momento, con tantas injusticias, frente a la desigualdad social, frente a la guerra, frente a la violación de los derechos humanos, en lo que sí deberíamos ser radicales y tomar una posición. No podemos querer quedar bien con todo el mundo”.

Se reconoce como una mujer de izquierda, aunque no “extremista”. “Soy radical, pero no extremista. Lo radical son los valores y la raíz (..) Considero que la diversidad es importante en una democracia”.

Recordó que empezó en la política y las causas sociales a raíz de que su familia fue desplazada de Norte de Santander. «En mi papá vi una persona muy preocupada y con sentido social, que trabajó por los campesinos del Catatumbo y fue sindicalista de la Universidad Francisco de Paula Santander, en Ocaña. Participó en el paro nororiental y mi familia fue desplazada por la violencia y yo nací en Bogotá. Las conversaciones en casa hicieron que el sentido social estuviera en mí».