24 de julio de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

32 heridos dejaron en Manizales celebraciones por el triunfo del Once Caldas

29 de junio de 2009
29 de junio de 2009

"Los heridos graves cayeron de vehículos en marcha y estaban en estado avanzado de embriaguez. Lastimosamente esto desluce la fiesta popular. Afortunadamente en el momento no tenemos muertos", dijo a los medios.

Simpatizantes del Atlético Junior, por su parte, protagonizaron serios desames, que dejaron al menos tres personas heridas, tras la derrota ante el Once Caldas de Manizales en la final del torneo Apertura del fútbol, informaron las autoridades.

Miembros de algunas barras bravas reaccionaron luego de la derrota 3-1 y la policía se vio en aprietos para contenerlos en medio de disparos y ataques con armas blanca, que no registraron heridos graves, según informó el lunes el comando de la policía del Atlántico.

Los choques más serios se registraron en el barrio Las Gaviotas de Soledad, cerca de la escuela de policía.

El subteniente Wilfrido Ripoll fue alcanzado por una botella en la sien izquierda, en tanto que Víctor Daniel Rodríguez, seguidor del Caldas, fue pateado por hinchas del Junior, y otro aficionado, Julio César Escobar, fue atendido por la Cruz Roja, de acuerdo con esa organización.

El matutino El Heraldo de Barranquilla reveló que la orden de las barras fue "¡a todo bus (autobús) que pase le parten los vidrios!" y así ocurrió en distintos sectores de la capital del departamento del Atlántico, según precisaron las autoridades.

La vitrinas de varios almacenes fueron destruidas y hubo varios atracos el domingo.

Caldas había ganado 2-1 el partido de ida.