18 de mayo de 2024

Defensoría del Pueblo Exige Mejoras en el Nuevo Modelo de Salud del Magisterio

14 de mayo de 2024
14 de mayo de 2024

La Defensoría del Pueblo, liderada por Carlos Camargo, ha emitido una alerta urgente sobre el nuevo modelo de salud del magisterio, instando a una mejora inmediata tras las múltiples quejas de los docentes sobre la atención recibida.

Carlos Camargo Assis, jefe de la Defensoría del Pueblo. Crédito: Maximilian Trivillo | Wikipedia Commons | CC BY-SA 4.0

Bogotá, 14 de Mayo de 2024 – La Defensoría del Pueblo, liderada por Carlos Camargo, ha expresado preocupación por las numerosas quejas recibidas sobre el nuevo modelo de salud implementado para el Magisterio desde el 1 de mayo. Las denuncias, provenientes de aproximadamente 819.000 maestros a nivel nacional, señalan deficiencias significativas en la atención proporcionada por la Fiduprevisora, entidad vinculada al Ministerio de Hacienda.

Camargo ha solicitado al Fondo de Prestaciones Sociales del Magisterio (Fomag) la creación de un plan estructural que mejore el proceso de transición hacia el nuevo modelo de salud. Ha enfatizado que la falta de planificación y la improvisación en la atención pueden llevar a situaciones de salud críticas, especialmente para aquellos con condiciones urgentes y graves.

La Defensoría ha registrado quejas alarmantes, incluyendo casos de pacientes crónicos y oncológicos, así como enfermedades huérfanas que requieren atención inmediata. Además, se ha destacado la ausencia de canales efectivos para que los docentes expresen sus quejas y realicen peticiones, lo que ha llevado a la Defensoría a ofrecer sus 42 oficinas regionales como puntos de recepción de quejas.

Camargo ha hecho un llamado a los directivos de la Fiduprevisora y del Fomag para que aseguren canales de atención adecuados y eficientes lo antes posible, subrayando la importancia de la cobertura, calidad, eficacia y flexibilidad en la prestación de servicios de salud para proteger el derecho fundamental a la salud de los educadores y sus beneficiarios.

Se espera que las medidas propuestas por la Defensoría del Pueblo generen una respuesta rápida y efectiva por parte de la Fiduprevisora y el Fomag, garantizando así la mejora en la calidad del servicio de salud para el Magisterio.