19 de agosto de 2022
Directores
Evelio Giraldo Ospina
Juan Sebastián Giraldo Gutiérrez

Inclusión financiera de microempresas, clave para futuro económico colombiano

26 de julio de 2022
26 de julio de 2022

Copacabana (Colombia), 27 jul (EFE).- La inclusión financiera de los microempresarios es un tema clave para el futuro de la economía de Colombia, donde todavía existen muchas «brechas» de acceso para los emprendedores, afirma la corporación de desarrollo social Interactuar, al plantear al nuevo Gobierno el impulso a los créditos digitales y la financiación a poblaciones vulnerables.

La líder de Transformación Empresarial de Interactuar, Andrea Zuluaga, dijo a Efe que, aunque Colombia ha avanzado en temas de inclusión financiera para la microempresa, «todavía existen muchas brechas» y trabajo para otorgar un «mayor volumen» de microcréditos en el país.

MICROCRÉDITOS: SALVACIÓN DE LOS EMPRENDEDORES

Para Zuluaga, las «principales barreras» en este tema «tienen que ver con la capacidad de pago que tienen los emprendedores: el nivel de deuda que ellos solicitan muchas veces es superior a su capacidad de pago o tienen sobreendeudamiento».

La líder de transformación empresarial de Interactuar se refiere así a casos como el de Johana Catalina Rodríguez y César Vélez, quienes, por el «revolcón» que causó la pandemia en su empresa de suministro e instalación de carpintería metálica, tuvieron que gastarse los ahorros y el dinero destinado a la compra de un camión para transportar insumos y las estructuras que fabrican.

Tras sostenerse en el mercado y mantener a sus 14 empleados, los propietarios de C&J Instalar, empresa ubicada en el municipio colombiano de Copacabana, en el departamento de Antioquia (noroeste), necesitaron un crédito.

Los bancos no eran la mejor opción, dijo Rodríguez a Efe. Los estados financieros de su compañía, después de haber tenido un déficit en ingresos y ventas, los «marcaron», lamenta.

«Teníamos la necesidad del camión, pero nos habíamos gastado el capital. Nunca habíamos tenido un crédito y fue complicado sin historial crediticio», relató la emprendedora, quien recordó que «era demasiados» los trámites y el papeleo, y «poco el acompañamiento».

Sin embargo, en Interactuar, una corporación de desarrollo social que apoya a emprendedores con financiación, formación y oportunidades, hallaron una respuesta con un crédito y capacitaciones, como el programa Método Base de Aceleración (MBA).

PROPUESTAS AL NUEVO GOBIERNO

Para estimular el desarrollo de este tipo de negocios y fortalecer su actividad de cara al inicio del Gobierno de Gustavo Petro, el próximo 7 de agosto, Interactuar ha planteado una serie de propuestas para mejorar el acceso al servicio financiero.

Entre las principales está promover el crédito digital, al considerar que la digitalización permite mayor inclusión, además de aumentar la productividad de los intermediarios financieros.

En esencia, los créditos digitales permiten obtener rápidamente un monto para enfrentar una emergencia financiera, con un proceso sencillo y «online».

Zuluaga señala que este mecanismo permite, además, luchar contra la pobreza y ayuda a combatir los préstamos ilegales, conocidos en Colombia como «gota gota» o «pagadiario», que «golpean» a los microempresarios con tasas de interés de usura.

Interactuar también propone «establecer garantías con el Fondo Nacional de Garantías (FNG)», entidad encargada por el Gobierno para facilitar el acceso al crédito a trabajadores independientes, micro, pequeñas, medianas y grandes empresas, «hasta con un 90 % de subsidio a poblaciones con condiciones y necesidades priorizadas».

SEGUNDAS Y NUEVAS OPORTUNIDADES DE CRÉDITO

La corporación ha propuesto también dar «segundas oportunidades» a los empresarios que han tenido buenos hábitos de pago, pero sufren un revés y requieren de un nuevo apoyo.

En esa misma línea están las «nuevas oportunidades», pensando en poblaciones vulnerables que tienen dificultades para el acceso a financiación.

«Necesitamos crédito para migrantes, para los jóvenes y para sectores más sensibles, como el cultural y el agro», afirma Zuluaga.

Interactuar también sugiere permitir que el Fondo para el Financiamiento del Sector Agropecuario (Finagro) trabaje con entidades microcrediticias no vigiladas y establecer líneas de crédito especializadas para emprendimiento, especialmente para ideas de negocio nuevas.

«Hemos avanzado en el crédito ágil, pero todavía la información no llega a muchas poblaciones. Es tan importante trabajar en la educación financiera porque si los emprendedores no son ordenados con sus deudas, realmente no pueden cumplir y su historial crediticio se daña», opinó la experta.

La inclusión financiera cobró una inusitada importancia en la pandemia ante la necesidad de realizar pagos digitales a mayor velocidad y de facilitar transacciones a poblaciones vulnerables bajo mecanismos no presenciales. EFE