18 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Paulino Riascos: De pescador a senador

28 de marzo de 2022
28 de marzo de 2022
Paulino Riascos, de pescador a senador

«Hoy me pongo la corbata, pero también sé tomar el machete, para arar la tierra, porqué allá se trabaja con machete»: Paulino Riascos senador de la República.

Por Víctor Hugo Lucero Montenegro- Primicia Diario

Colombia está cambiando y buena parte de los colombianos no nos damos cuenta de la evolución.

Nunca había pasado por la mente de los colombianos que un humilde pescador llegará a ser Padre de la Patria.

Acaba de suceder en Colombia, fue elegido por una buena parte de colombianos en el Senado de la República.

Se trata del pescador, campesino, líder social y periodista Paulino Riascos, un caucano nacido en el municipio de López de Micay, en la costa del pacífico colombiano.

–¿Quién es Paulino Riascos?

 -Un pescador, un campesino, un líder social y ahora un senador.

–¿Pescador?

-Yo soy pescador de río y quebrada de los anzuelos, las barras. Mi padre era un Récords Guinness en pesca por cuanto se embarca en horas de la tarde y en la noche llegaba con un canasto lleno de diferentes especies de pescado. Yo me quedé con esa tradición y cada vez que voy al pueblo la práctico. 

–¿Líder social?

–De campesino, pescador pasé a líder social, donde adelanté una trayectoria de lucha personal de vida por todo un pueblo, al cual aspiro a verlo en las mejores condiciones.

–¿Cómo fue su vida familiar?

–Yo quedé huérfano de madre a la edad de un año siete meses. No conocí a mi madre. Mi padre y mi hermano Miguel, son quienes luchan conmigo durante nuestras labores en las quebradas donde trabajamos la pesca y la tierra donde cultivamos el plátano y el banano, extraemos la madera para salir a vender al interior de los aserríos.

–¿A qué edad empezó a trabajar?

–Desde niño aprendí a trabajar. Se lo que es sembrar el colino, la papa china, se lo que es arar la tierra, ya que mi padre nos enseñó.

¿Cómo se ve hoy?

–Hoy me pongo la corbata, pero también sé tomar el machete, para arar la tierra, porqué allá se trabaja con machete. No contamos con maquinaria, toda nuestra labor se realiza a machete limpio.

–En materia educativa. ¿Cómo le fue?

–Hice primero de primaria a los 11 años, por cuanto mi padre no podía darnos formación, no podía dejarnos en el pueblo porque no había con quien dejarnos, entonces teníamos que andar en la montaña con él.

–¿El resto de estudios?

–En 1989 por el acercamiento de mi padre a la iglesia católica a través de la música, el padre Antonio Gaviria, le dice a mi padre, que nosotros nos estamos quedando sin estudiar, sin formación académica, que porque no permite llevarnos a una fundación que hay en Guapi que se crea en 1983 como consecuencia de maremoto que afectó al pacifico, donde quedan muchos niños huérfanos donde se crea el hogar San Joaquín y Santa Ana. En el colegio San José cursé la primaria hasta el grado 4 y el 5 lo hice en mi pueblo. Luego hice el bachillerato hasta décimo, para ir a Popayán por iniciativa propia.

–¿Los periodistas han jugado un papel importante en su formación?

–Los periodistas del Cauca son mis amigos, los conocía porque en el medio del liderazgo lo mezcle con el periodismo, ellos fueron un baluarte para mí y logré hacer el curso 11 en uno de los colegios más humildes de Popayán, el Instituto de Desarrollo Comunitario del Cauca, donde logré graduarme de bachiller y en el 2003 pasó a cursar Ciencia Política en la Universidad del Cauca, donde no pude culminar por física hambre, por dificultades económicas y determinó regresar a mi pueblo a seguir en mi lucha de liderazgo.

–¿Las dificultades lo han formado?

–Me siento orgulloso de las dificultades que he pasado, por cuanto me hace valorar lo que hoy somos. Hemos logrado una credencial de senador a través del Pacto Histórico y vamos a seguir luchando por la gente de la costa pacífica con una responsabilidad. 

–¿Ha pensado en la unidad con otros sectores abandonados por el Estado?

–Vamos a unirnos los afrocolombianos y los indígenas para buscar el mejor bienestar de nuestras comunidades. Recuerdo que con los indígenas vivíamos en las quebradas de nuestra región.

–¿Cuál es su responsabilidad?

–Yo tengo responsabilidad con los campesinos, los indígenas, las víctimas, de las cuales hago parte.

–¿Cuál es su opinión de reemplazar a buena parte de la clase dirigente política tradicional? 

–Yo sé que choca, pero no vengo a chocar con la gente que sale del congreso. Vinimos a trabajar. Venimos a hacer sentir la diferencia y la voz de nuestro pueblo. No voy a criticar a nuestros antecesores, nuestro compromiso es trabajar y mirar para adelante.

–¿Cómo se encuentra la costa pacífica? 

–Hay dificultades, por ejemplo, la región donde yo vengo, no se justifica que sea la más abandonada, No se justifica que la inversión sea poca. Voy a buscar que la inversión que no ha llegado pueda llegar.

–¿Qué falta en la costa pacífica?

–En la costa del pacifico falta todo. Es posible que yo no pueda hacerlo todo. No voy a decir que voy a ser la salvación. Vamos a hacer las cosas diferentes. Vamos por una educación, por infraestructura que no existe, conectividad, dotación. Nosotros nos merecemos una universidad. Vamos a un hospital de tercer nivel. Vamos por el mejoramiento de la planta física de los puestos de salud. Que regresen las enfermeras auxiliares que han salvado tantas vidas a nuestros pueblos. Vamos a devolver la dignidad a nuestras gentes.

–¿Los habitantes de la costa pacífica se sienten colombianos?

–Hay que lograr que los habitantes de la costa del pacifico se sientan que son colombianos. Nosotros no nos sentimos parte de Colombia al llegar a tener tantas necesidades en materia de salud, educación. Ojalá no nos vayan a desplazar cuando exista la carretera en la vía al mar. Queremos seguir siendo dueños del territorio y socios de los grandes proyectos que lleguen a la región.

–¿La tarea se facilita con un gobernador afrocolombiano en su departamento del Cauca?

–Si esperamos poder hablar con él. Yo no lo miro como una persona de una corriente política diferente a la nuestra. Lo miro como un hombre negro que en el horizonte que este, tenemos que hacer equipo. En los próximos días iré a buscarlo para ponernos a su servicio y cómo puede contribuir al desarrollo de nuestras regiones.