17 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

La derecha no busca firmar PACTO en Risaralda

13 de marzo de 2022
13 de marzo de 2022

-Confusión en el Centro
-Juego de tronos en tonos diversos

Por Álvaro Rodríguez Hernández
www.eje21.com.co

Está por verse, dentro de las coaliciones armadas – léase organizadas, en un lenguaje menos guerrero -, quien manda en Risaralda.

El juego de tronos está en auge, en diversos tonos. Incluso, varios de ellos han sido cruzados por “fuego amigo”.

La pregunta hoy: ¿quién gana en Risaralda?

Están lanzados en el espectro electoral en modo político.

Pese a opacar el vistoso traje para desfilar en el Congreso, la pugnacidad vivida en el proceso por “colar” el surtido de aspirantes a la presidencia, dejó nubarrones.

Hasta el punto que no fue posible visibilizar, la carrera o el torneo electoral al Congreso desde las regiones, ante el cuestionado barrigón centralismo. En un Estado macrocéfalo que no deja caminar las angustias del ciudadano de la Colombia profunda. La que no tiene acceso a la casa de Nariño o al mito capitalino del poder desde el augusto recinto del Capitolio.

POLÍTICA EN SUSPENSO

Como en el resto de Colombia, hay un “desaparecido” candidato presidencial hasta hoy del Centro Democrático (Óscar Iván), que se reserva como queda el marcador previo de las consultadas para tirar restos.

No fue como ayer, donde hubo un empuje arrollador del CD. Una lista cerrada. El magnetismo y el brillo no aparecen.

Hoy, existe y hay predominio de las famosas 3 coaliciones que tienen vestido distinto para los amarres presidenciales posteriores.

Como está la situación hoy en Risaralda, enseña una derecha sin centro, que no busca ¨firmar¨ Pacto con los Histórico.

LA FOTOGRAFÍA SIN TOMAR

La llamada derecha. el Equipo montado por Colombia, deja ver una fotografía en extensión del uribismo – a alta voz – o del CD, a baja voz, guardadas las proporciones. Aydee, Char, Varguil, Peñalosa y Gutiérrez. Muchos de ellos, han dado vestigios de tener cercanía con esa casa de gobierno uribista.

Está por verse si el Centro a la hora de la sumatoria de dichas coaliciones, tiene un destino menos oscuro en la búsqueda de los 15 candidatos, que con lupa, hay que buscar en el Centro Esperanza, Equipo Colombia y el Pacto Histórico.

No es un secreto. El eje cafetero le ha sido esquivo por las ramificaciones y la guerra de egos que nadie controla al “papá” de quien aglutina hoy. Gustavo Petro Urrego, quien canta “quiero ser su Presidente”.

No en pocas ocasiones, se ha convertido en una alerta que ha merecido incluso el traslado de pesados alfiles del Pacto a la región, para mediar en la dura realidad.

Hoy Risaralda, parece, le huye a los extremos y busca entornos apacibles   terrenos como los de Galán, los aposentos de Fajardo – Robledo y los del académico, Alejandro Gaviria.

LA CARA

Muchos de ellos – de paso por Pereira – dejaron voces de sus ideas para gobernar.

Otros, encaran la vuelta a Risaralda como un territorio visto como lo que son y pesan: eje cafetero. Solo un brochazo para alimentar el ego de sus seguidores y cantar una aburrida presencia instantánea.