23 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

El Suramericano de Fútbol de Amputados de Colombia se juega con 113 atletas

18 de marzo de 2022
18 de marzo de 2022

Barranquilla (Colombia), 18 mar (EFE).- A pocos metros del mar Caribe en Colombia, 113 atletas provenientes de diversos lugares del continente están compitiendo no solamente para representar a su países en el Campeonato Sudamericano de Fútbol de Amputados, sino para demostrar que se pueden superar las limitaciones del cuerpo.

El balneario de Salgar, una pequeña localidad colombiana cercana de Barranquilla y con una población que no supera los 3.600 habitantes, es el escenario desde el pasado miércoles torneo en el que participan delegaciones de Argentina, Brasil, Chile, Uruguay, Ecuador, Perú y Colombia.

Con una sola pierna y el apoyo de muletas, estos “atletas de la vida” y “guerreros del corazón” en cada partido ponen a prueba no solamente su condición física, sino que además en la cancha reafirman sus convicciones sobre una sociedad incluyente en la que la discapacidad física no sea un obstáculo para alcanzar las metas.

En los equipos participantes las historias sobre las causas de la discapacidad física son variadas, desde accidentes de tránsito y laborales, pasando por enfermedades que los llevaron a perder la extremidad, hasta situaciones de conflicto armado, como el caso de los colombianos Jorge Henao y Luis Cassiani, quienes hicieron parte de las fuerzas militares de su país.

Cassiani, capitán del equipo de Colombia y además imagen del torneo suramericano, sostuvo durante el acto inaugural que “es todo un honor representar a nuestro país».

«Estamos motivados y optimistas, vamos con todo por ese cupo al mundial. Estamos agradecidos por el apoyo y las muestras de cariño hacia todos nosotros”, afirmó.

UNA MUJER EN EL TORNEO

Otro de los aspectos llamativos del certamen es la participación de la delantera uruguaya Florencia Núñez Martins, quien cuando tenía año y medio de edad le amputaron la pierna por un cáncer en la tibia y el peroné. Hoy encabeza el ataque del equipo charrúa y es la única mujer que ha anotado gol en un mundial de fútbol para amputados.

Al ritmo de «Colombia tierra querida», canción interpretada por la Banda de Baranoa, más de 300 actores y hacedores del Carnaval del Atlántico ofrecieron un colorido espectáculo que dio inicio al Sudamericano de Fútbol de Amputados.

El acto de inauguración del certamen estuvo a cargo de la gobernadora del Atlántico, Elsa Noguera, que es una persona en situación de discapacidad y expresó que “estos atletas son unos guerreros de vida”.

“El mensaje que envían al mundo es que las limitaciones no existen, que nadie nos puede quitar la alegría y los sueños de nuestros corazones. Por eso, me siento muy orgullosa de tenerlos aquí en nuestro departamento”, dijo Noguera, quien tiene una condición denominada osteogenia imperfecta, conocida como “huesos de cristal”.

REGLAS SIMILARES AL FÚTBOL

El fútbol para amputados se juega en un campo reglamentario de 60 por 30 metros con dos equipos de siete jugadores:, un portero con alguna amputación en sus brazos, que no puede salir del área, y seis jugadores de campo con alguna pierna amputada.

Se juegan dos tiempos de 25 minutos y diez de descanso concediendo un tiempo fuera de un minuto por tiempo a cada equipo, el balón es el estándar de la FIFA y las demás reglas son muy similares a las del fútbol.

El torneo que se está disputando en Salgar, irá hasta el próximo 22 de marzo y otorgará cuatro cupos para el mundial que se jugará en octubre en Turquía. EFE