22 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

El Papa en la embajada rusa expresa su preocupación por la guerra en Ucrania

26 de febrero de 2022
26 de febrero de 2022

El 25 de febrero, el Santo Padre Francisco se reunió con el embajador de la Federación Rusa ante la Santa Sede, Alexander Avdeev, para expresarle su preocupación ante la guerra en Ucrania tras los ataques militares iniciados por Rusia el pasado 24 de febrero.

Vatican News

El director de la oficina de prensa de la Santa Sede, Matteo Bruni, ha informado que el Papa Francisco visitó este 25 de febrero, la embajada de la Federación Rusa ante la Santa Sede ubicada en la Vía de la Conciliación (Roma).

Durante su visita, que duró más de media hora -explicó Matteo Bruni- el Papa quiso expresar al embajador Alexander Avdeev, su preocupación por la guerra en Ucrania ante la evolución de hechos, tras los primeros ataques militares perpetrados por Rusia en territorio ucraniano que comenzaron la noche del 24 de febrero.

El Santo Padre sigue de cerca toda la actualidad de la delicada situación en el país del Este, donde ya se cuentan varios muertos y heridos.

Llamamiento del Papa en su Audiencia General

El propio Pontífice expresó su «gran dolor de corazón» por el empeoramiento de la situación en el país, el miércoles 23 de febrero, al final de su audiencia general celebrada en el Aula Pablo VI del Vaticano, cuando todavía no había estallado la violencia.

En esa ocasión, el Papa lanzó un llamamiento «a quienes tienen responsabilidades políticas para que hagan un serio examen de conciencia ante Dios, que es el Dios de la paz y no de la guerra».

«Pido a todas las partes implicadas que se abstengan de toda acción que provoque aún más sufrimiento a las poblaciones, desestabilizando la convivencia entre las naciones y desacreditando el derecho internacional», dijo Francisco.

El 2 de marzo, oremos por la paz

Igualmente, el Pontífice invitó a creyentes y no creyentes a que se unan a una oración colectiva por la paz:

«Jesús nos ha enseñado que a la insensatez diabólica de la violencia se responde con las armas de Dios, con la oración y el ayuno. Invito a todos a hacer del próximo 2 de marzo, Miércoles de Ceniza, una Jornada de ayuno por la paz. Animo de forma especial a los creyentes para que en ese día se dediquen intensamente a la oración y al ayuno», concluyó Francisco, invocando a la Virgen María, la Reina de la paz, para que «preserve al mundo de la locura de la guerra».

Recemos en silencio a la Virgen María

Igualmente, el domingo 13 de febrero, después de haber rezado la oración mariana del Ángelus junto a los fieles y peregrinos reunidos en la Plaza de San Pedro, el Santo Padre pidió nuevamente oración por el pueblo ucraniano:

«Las noticias que llegan de Ucrania son muy preocupantes. Encomiendo a la intercesión de la Virgen María y a la conciencia de los responsables políticos cada esfuerzo por la paz. Recemos en silencio», concluyó Francisco.