18 de junio de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Atlético Mineiro vence al América en un juego interrumpido por los gases

14 de mayo de 2021
14 de mayo de 2021
Imagen El Heraldo

Barranquilla (Colombia), 14 may (EFE).- El América cayó como local 1-3 este jueves ante el Atlético Mineiro en la cuarta jornada del Grupo H de la Copa Libertadores, un juego marcado por los gases lacrimógenos en medio de los disturbios fuera del estadio Romelio Martínez de Barranquilla, que obligaron a parar el juego en al menos 7 ocasiones.

En las calles adyacentes al escenario deportivo, centenares de personas llegaron a manifestarse, como lo hicieron en la víspera para el encuentro entre Junior y River Plate, contra la realización de estos partidos y de la Copa América, que Colombia organiza junto a Argentina y que empieza en un mes.

Con el resultado de este jueves, los brasileños se aseguraron un puesto en los octavos de final al acumular diez puntos, mientras que los colombianos son últimos con un punto y tienen posibilidades mínimas de clasificar, pues a falta de dos partidos están a seis unidades del Cerro Porteño que es segundo.

El equipo que dirige Cuca abrió el marcador al minuto 21 cuando el argentino ‘Nacho’ Fernández mandó un centro para que Hulk, con un cabezazo certero y con la complicidad de un Joel Graterol que no respondió con contundencia, mandara el balón al fondo de la red.

Sin embargo, los anfitriones igualaron tres minutos después en una gran jugada que arrancó Rafael Carrascal con un pase profundo para el extremo Santiago Moreno, que con un enganche y su característica velocidad, se deshizo de un rival y sacó un remate imposible de atajar para Everson.

Mientras se jugaba, los gases llegaron varias veces hasta la cancha y el árbitro Andrés Cunha se vio obligado a suspender por nueve minutos el partido porque la situación se estaba presentando con mucha frecuencia y estaba afectando a todas las personas que estaban en la cancha.

El referí charrúa permitió a los jugadores de ambos equipos que se resguardaran en los camerinos, pues a las afueras del estadio hubo enfrentamientos entre la Policía y los manifestantes que se prolongaron durante todo el encuentro, disputado en medio de la crisis social que vive el país andino.

El juego fue reanudado nueve minutos después, pese a la visible molestia mostrada por los futbolistas de ambos equipos, y el primer tiempo culminó al minuto 60.

El miércoles, en el partido que también disputaron en ese escenario el argentino River Plate y el Junior de Barranquilla, los gases lacrimógenos lanzados por las autoridades en las calles adyacentes llegaron a la cancha y obligaron a detener el partido por dos minutos.

Tras un descanso de casi media hora, los equipos volvieron al terreno y los brasileños se pusieron en ventaja al minuto 54 con un golazo del lateral Guilherme Arana, que sacó un zurdazo de larga distancia imposible de atajar para Graterol.

Los brasileños, liderados por un hiperactivo Hulk, tuvieron oportunidades para aumentar la ventaja pero se encontraron con la barrera que fue este jueves Graterol.

En los minutos finales y con la soga al cuello, los Escarlatas trataron de igualar y no pudieron empatar.

En una de las últimas jugadas, el central americano Kevin Andrade fue expulsado por doble amonestación y luego el chileno Eduardo Vargas, a pase de Diego Tardelli, selló el 1-3 definitivo en el minuto 96.

El partido terminó opacado por la situación social que marcó el trámite y el ritmo del juego.

En la próxima jornada, Atlético Mineiro visitará al Cerro Porteño, mientras que el América recibirá al Deportivo La Guaira. EFE