12 de agosto de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Aumenta en Caldas la desnutrición por el Covid-19

6 de mayo de 2020
6 de mayo de 2020

En videoconferencia realizada con los Alcaldes, la unidad de vigilancia nutricional de la Dirección Territorial de Salud llamó la atención sobre la desnutrición, afectación que podría aumentar durante la época de confinamiento dado la dificultad de algunas familias para trabajar y comprar los alimentos necesarios para alimentarse de manera apropiada.

Olga Lucia Chaves Chaves, profesional de vigilancia nutricional, indicó que es necesario prestar atención a esta situación, pues, si siguen los efectos de control sobre la pandemia, los indicadores actuales podrían aumentar. “Obviamente que cuando hay confinamiento la gente no puede trabajar, entonces no puede comprar alimentos, eso hace que la desnutrición se aumente y no solo en los niños, sino en todos los miembros de las familia que no pueden salir a adquirir su sustento”, explicó la profesional.

Chaves agregó que en Caldas, unos municipios más que otros, tienen tipos de desnutrición activos, al mismo tiempo que hay indicadores que el departamento tiene como meta mantener, pues son mejores que en el resto del país.

De acuerdo con la funcionaria, desde la Dirección Territorial, en el Sistema de Vigilancia Nutricional se tienen tres indicadores para medir la desnutrición infantil, que son los mismos que se manejan a nivel internacional. El primero es el retraso en talla con relación a la edad. “En este  nosotros tenemos un valor de 11.86 (con datos del 2019) y el del país es de 10.8 (para 2015). Como municipios primeros en este indicador tenemos a Belalcázar, Marulanda, Aranzazu, Riosucio y San José”, comentó.

El segundo indicador es la desnutrición global, este se manejan en niños menores de 5 años, relaciona peso para la edad. Para atacar este tipo de desnutrición es muy importante mantener la lactancia materna para que crezcan los cerebros adecuadamente. “El valor nuestro es de 3.18 y el del país es 3.7, o sea que nosotros lo tenemos por debajo; Los municipios más críticos son Aranzazu, Salamina, Risaralda, Belálcazar y San José”, explicó.

Con relación al tercer indicador, que es desnutrición aguda (peso para la edad), Chaves Chaves precisó que es la principal  meta de Caldas. “Buscaremos mantener el 0.77 que es lo que tenemos en este momento y el país lo tiene en 2.3, los municipios más críticos son Risaralda, Marquetería, Pácora, La Dorada y Aguadas”, dijo.

El llamado de la Dirección Territorial al presentar estos datos es a prestar atención a esta problemática, que -en gran proporción- se registra desde el embarazo y persiste en la niñez.