7 de marzo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Por caso de convenio interadministrativo Ratifican absolución de exsecretario de tránsito

21 de diciembre de 2019
21 de diciembre de 2019

No hubo ninguna ilegalidad ni se cometió algo indebido con la firma del convenio interadministrativo entre Infotic y la Alcaldía para el manejo de patios y grúas de la secretaría de Tránsito, y por lo tanto debe absolverse de toda responsabilidad al exsecretario de esa entidad, Diego Franco Molina, reiteró en su sentencia el juez primero penal del circuito de Manizales.

Así de esta manera concluyó la audiencia de lectura del fallo absolutorio dentro del proceso que se le adelantó a Franco Molina y a cinco funcionarios de la Secretaría de Tránsito, por la presunta contratación sin cumplimiento de requisitos legales e interés indebido en celebración de contratos.

Esa investigación se originó tras la firma de un convenio interadministrativo entre Infotic y la Alcaldía, con el que a su vez siguió la firma de un contrato para el manejo de los patios y funcionamiento de grúas, mediante el cual se evitó que se repitieran las irregularidades surgidas por un contrato verbal con la firma Grúas Palmeto, que había permitido Julián Andrés Vasco, secretario de tránsito del entonces alcalde Juan Manuel Llano.

El juez fue claro en sentenciar que no hubo evidencia de que Franco Molina y los otros implicados, hayan violado la ley contractual ni el código penal. “En el proceso quedó documentado con base en diversidad de pruebas que la decisión y trámites bajo su gestión, como secretario de tránsito, fueron realizadas conforme a las normas legales y en función de los intereses del Municipio, tanto es así que la actual administración prorrogó por espacio de cuatro años el referido convenio interadministrativo entre la Alcaldía e Infotic”, agregó el juez.

Además, Franco Molina actuó en defensa de los intereses de la administración, pues no convalidó ni firmó un contrato verbal, como el permitido por su antecesor, el exfuncionario Vasco, para darle piso legal a hechos cumplidos, como pretendían los que manejaban el patio de Grúas Palmeto. Antes por el contrario, Franco Molina, evitó un perjuicio irremediable y un detrimento patrimonial, consideró el juez. Por su parte el Fiscal que investigó y acusó, mostró conformidad con la sentencia y no interpuso recurso de apelación, por lo que el fallo absolutorio quedó en firme.

Como se recuerda, este proceso es diferente al que adelantó el juzgado 7 penal del circuito por la pérdida de 344 vehículos de los parqueaderos de Ruta 30 entre los años 2010 y 2011, posterior a la compraventa del establecimiento Grúas Palmeto, encargado del parqueo de carros y motos inmovilizados por las autoridades judiciales y de tránsito, cuya denuncia penal la instauró el propio secretario de tránsito, Diego Franco Molina. De ese proceso, por el hurto de los vehículos se profirieron condenas contra tres personas.