21 de noviembre de 2019
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina
Aguas de Manizales. Banner octubre de 2019.

Un mensaje perverso

20 de octubre de 2019
Por Víctor Zuluaga Gómez
Por Víctor Zuluaga Gómez
20 de octubre de 2019

Todos los días amanecemos con noticias nefastas en lo que tiene que ver con el orden público. Indígenas acorralados en el Alto Andágueda debido un enfrentamiento entre los guerrilleros del ELN y las fuerzas “Gaitanistas”. Indígenas Embera que son amenazados por unos y otros para impedir que les den algún tipo de apoyo y que ante la difícil situación han tenido que emigrar a poblaciones del Occidente de Risaralda y muchos a Pereira. Digamos que esta no es una noticia nueva, la de la salida de centenares de indígenas del Chocó debido a la presencia de guerrilleros, narcotraficantes, así como la práctica de minería ilegal que contamina las fuentes de agua y la tala indiscriminada de bosque que acaba con la fauna. Dicho de otra manera, una población indígena que se encuentra acorralada porque siendo cazadores, pescadores y recolectores, estas fuentes de vida simplemente se las destruyen agentes externos y no tienen otra alternativa que salir de sus territorios ancestrales para llegar a padecer las dificultades que se viven en un centro urbano.

Si la  mirada la dirigimos a los centros urbanos, la situación no es menos delicada por la presencia de microtráfico, atracos, asesinatos y toda clase de delitos.

Entonces, frente a este panorama desalentador de “desorden público”, encontramos que a la cabeza de un ministerio tan importante como el de Defensa, se instala un señor que es experto en negocios, en comercio, pero que de estrategia militar no tiene ni idea. Y quedó demostrado de una manera contundente cuando revisó el informe que el Presidente presentó a nivel internacional sobre la presencia guerrillera en Venezuela, en donde se utilizaron imágenes que de ninguna manera eran pertinentes. Y ocurre que el Ministerio de Defensa es uno de los que tiene un presupuesto elevadísimo porque sin duda que entre Policías y soldados contamos con un pie de fuerza que imagino es uno de los más grandes que tiene cualquier país latinoamericano.

Se hace necesario entonces replantear los conceptos que se manejan en torno a la dirección de un Ministerio que debe ser clave para el país, teniendo en cuenta la multiplicidad de conflictos que debe afrontar dicha Cartera. Es que ya hemos tenido la experiencia con algunos titulares de dicha Cartera: la actual Vicepresidenta y el doctor Luis Carlos Villegas, expertos, seguramente en muchos temas, pero de lo que tiene que ver con estrategia militar, “pocón pocón.”

Digamos finalmente que si en gobiernos anteriores se han presentado equivocaciones en el nombramiento de altos funcionarios, el gobierno actual se lleva de lejos el campeonato cuando nombra como Embajador en los Estados Unidos a “Pachito” Santos, lo que lejos de producir indignación, causa risa.