18 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Gobernanza y generación de valor son retos de las ciudades latinoamericanas

5 de septiembre de 2019
5 de septiembre de 2019
Imagen Despegar

Bogotá, 5 sep (EFE).- Las grandes urbes latinoamericanas enfrentan el desafío de mejorar aspectos como gobernanza, generación de valor, inclusión y sostenibilidad para avanzar en las condiciones de vida que ofrecen a sus habitantes, coincidieron este miércoles en Bogotá el exalcalde de Barcelona Joan Clos y el expresidente mexicano Ernesto Zedillo.

En la jornada inicial del «Foro Ágora Bogotá: empresas por los ciudadanos, vida y ciudad», que se extenderá hasta mañana, Clos indicó que «la gobernanza es uno de los aspectos más difíciles de alcanzar porque cuesta tiempo y requiere encontrar un equilibrio para que exista un cambio».

El español, que fue dos veces alcalde de Barcelona (1997-2006), sostuvo que para garantizar el éxito de un «plan urbano transformador» es necesario «negociarlo con la oposición para evitar que lo cambie si en el siguiente Gobierno están ellos en el poder porque, de lo contrario, será una pérdida de recursos».

Un ejemplo en ese sentido es la ciudad de Medellín, que comenzó su proceso de modernización hace más de 30 años luego de ser el eje de la violencia que generó en Colombia el narcotraficante Pablo Escobar.

Para dejar de ser la ciudad más violenta del mundo en la década de los años 90 y convertirse en la más innovadora en 2013, se requirió del compromiso consecutivo de los alcaldes.

De este modo, en 1985 se autorizó el inicio de la obra del Metro de Medellín, que comenzó a operar 10 años después y es el único que tiene actualmente Colombia.

Las administraciones locales que siguieron le apostaron también a la puesta en marcha del sistema de autobuses Metroplús (2011) y en 2015 de las escaleras eléctricas en una de las barriadas más convulsas de esa urbe, el metrocable y el tranvía.

Al respecto, Clos, que fue director ejecutivo de ONU-Habitat entre 2010 y 2017, explicó que «una de las principales dificultades a la hora de hablar de gobernanza es definir para qué se quiere y, en ese sentido, se necesita hacer un diagnóstico de la situación de la ciudad para saber qué le hace falta».

Por ello, tanto el sector privado como el público de las ciudades latinoamericanas requieren tener claro que la buena gobernanza es la que establece un objetivo de transformación, como en Medellín lo fue el transporte masivo.

La razón es que «no se puede ser efectivo ni infinito al pretender optimizar al tiempo la salud, la educación, las vías, el empleo o la alimentación de una población», explicó el experto.

Al tratar la generación de valor de las ciudades para su progreso, Zedillo (1994-2000), quien se desempeña como director del Centro para el Estudio de la Globalización de la Universidad de Yale, sostuvo que hoy es de gran relevancia en el debate sobre la globalización y el capitalismo analizar el fenómeno de los Estados Unidos.

Hasta ahora, EE.UU. lideró la idea del libre comercio internacional y la construcción del sistema de gobernabilidad que ha imperado en buena parte del orbe desde el final de la Segunda Guerra Mundial.

Sin embargo, el expresidente mexicano comentó que con la llegada en 2017 de Donald Trump a la Casa Blanca se empezó a gestar un «cambio en las relaciones económicas y geopolíticas como las hemos conocido hasta ahora y que modificará el futuro».

Para él, las «premisas equivocadas» en la política comercial de Trump han «afectado a los socios de EE.UU. y planteado que en el futuro existirán otras agresiones comerciales».

El punto crítico de esa estrategia es el caso de China, nación a la que unilateralmente EE.UU. impuso sucesivamente impuestos a sus productos.

En consecuencia, Zedillo explicó que «hoy no cabe duda de que nos encontramos presenciando la primera gran guerra comercial del siglo XXI, que tendrá severas consecuencias económicas para sus actores principales y para el resto del mundo porque distorsionan y fracturan las cadenas productivas».

Por ello, a su juicio «la globalización está a punto de revertirse y si ese fuera el caso los referentes latinoamericanos para pensar en el futuro no pueden ser las mismos de antes».

Entonces, concluyó el exmandatario, «en vez de imaginarnos una economía cada vez más integrada debemos visualizar una fragmentada y prepararnos con nuestras capacidades, ventajas comparativas y través de las políticas públicas».

La Cámara de Comercio de Bogotá, organizadora del foro, indicó que la importancia de analizar los retos urbanos radica en que hoy el 80 % del PIB mundial se genera en las ciudades, así como el 93 % de las patentes.

Para 2025 se estima que el 70 % de la población mundial vivirá en áreas urbanas. Sin embargo, el 75 % de esas ciudades tienen niveles más altos de desigualdad que hace dos décadas.

En el caso de Bogotá se recalcó que en la próxima década será la primera megaciudad de Colombia con más de 10 millones de habitantes.

Actualmente, la capital colombiana genera el 31 % del PIB del país y el 60 % de los impuestos.

El «Foro Ágora Bogotá» abordará mañana los temas «Ciudades incluyentes», a cargo de Paul Collier, director del Centro Internacional de Crecimiento, y «Ciudades Sostenibles», con Jeffrey Sachs, director del Centro para el Desarrollo Sostenible de la Universidad de Columbia. EFE