21 de julio de 2024

Política con pimienta Fernando Londoño crítico frentero del presidente Duque

12 de noviembre de 2018
12 de noviembre de 2018

Hay que abonarle a Londoño que es un crítico frentero. No le importa si el blanco es de su círculo. Pero que trate de una manera tan descortés al presidente que representa los intereses de su colectividad política, vaya, vaya. Cómo será de vulnerable el gobierno de Duque que le caen con zarpazos mordaces hasta los periodistas más reconocidos de su grupo. Si esto pasa ahora qué ocurrirá después.  Para muestra un botón.

Le dijo «idiota y mentiroso» al presidente

El exministro Fernando Londoño se le fue lanza en ristre contra el presidente Iván Duque por el cuestionado proyecto de reforma tributaria o ley de financiamiento. Le dijo de todo. Hasta idiota y mentiroso. ¡Y eso que son copartidarios! En su púlpito radial, le habló de frente, sin titubeos. Incluso con altanería. Le sugirió que cambie completamente ese proyecto y no castigue a la clase media. Qué dijo Londoño?.  Lean sus palabras:

“Lamentablemente el país no funciona así. La gente no hace eso. Hay que corregir esa reforma tributaria o ley de financiamiento, cambiarla completamente y no castigar la clase media. Porque la plata se necesita. No es que yo hable mal de Duque. Soy duquista, soy uribista. Pero amor no quita conocimiento. Cuando mi hijo hace una cagada, tengo que aceptar, como papá o mamá, que hizo una cagada. Y uno no puede estar cantando vallenatos con Vives en Santa Marta, mientras tira una reforma de ese tamaño, haciendo unos estragos tan grandes, al Congreso. A que eso camine solo. Claro, el país se le vino encima a volverlo mierda, a decirle mentiroso, un hombre que no fue mentiroso. Eso le pasa por idiota, por vanidoso, por pensar que eso le iba a pasar. Hay que corregir esa reforma. Y le faltó también una alocución presidencial en horario triple a contándole al país lo que se encontró. Esto fue lo que me encontré: tengo que cerrar 50 universidades de aquí a diciembre, 100 hospitales de aquí a enero porque no tengo con qué pagarlos. Esas fueron las finanzas que me entregaron.  Dígale al país la verdad. No le dé pena. Eso lo toca hacerlo a él”.

Duque y Uribe, cada uno por su lado

A propósito. Cada vez parecen más distantes las relaciones politicas del presidente Duque y su jefe Alvaro Uribe. Ello se ha puesto de manifiesto en el manejo que le han dado al controversial proyecto eufemisticamente llamado «de financiamiento», que no es otra cosa distinta a  un paquete de medidas alcabaleras que buscan gravar inmisericordemente a la sufrida clase trabajadora del país.De una parte, el presidente dice que esa inicaitiva no tiene reversa y que no existe plan B. Y uribe revira trinando que se deben explorar otras alternativas para tapar el inmenso hueco fiscal de la nación, y asi se lo hizo saber personalmente al propio ministro de Hacienda, lo que suscita confusión en la opinión pública. El Congreso se está convirtiendo en un ring en el que confluyen defensores y detractores de paquete de medidas brutalmente impositivas, aunque se advierte que su ambiente no es muy favorable y que la mayoría le dirá no, teniendo en cuenta su alto costo politico, que no están dispuestos a asumir, pues se avecinan  para el año entrante las elecciones regionales.

Un país en marcha

No hay duda de que el nuestro es un país en marcha. No pasa dia sin que haya movilizaciones populares de protesta por las más disimiles causas. La semana pasada marcharon los sindicalistas, luego los educadores y estudiantes, hoy los defensores de derechos humanos, mañana nuevamente los camioneros, despues los usuarios de las EPS y asi sucesivamente, en un circulo que no parece tener fin.Mientras tanto, el jefe de Estado se muestra ausente de la realidad nacional y se distrae cantando  vallenatos con Carlos Vives en su natal Santa Marta. Y se aproxima una gran jornada nacional contra la cascada de alzas de precios de los productos de consumo básico, que golpearán sensiblemente el bolsillo de los colombianos.

No hay acuerdo entre Adriana y Mario Castaño

Hace varios meses se habla en costureros políticos y mesas de café de un posible entendimiento entre el senador liberal Mario Castaño y la excongresista del Centro Democrático Adriana Gutiérrez en torno a los candidatos a gobernación de Caldas y la alcaldía de Manizales. Se había dicho, incluso, que el tema estaba avanzado. Este columnista supo de buena fuente que este proceso fracasó en sus primeros hervores. Esta ala del Centro Democrático pretende que Castaño y el alcalde de Manizales, José Octavio Cardona, le apoyen a Camilo Gaviria para gobernación y a Bruno Seidel para la alcaldía. Hasta ahí llegaron las cosas porque Castaño y Cardona ya tienen definido el candidato a la alcaldía de Manizales que es el exgerente de Aguas Manizales, Jorge Hernán Mesa. El acuerdo inicial era sobre la base de que Adriana ponía el candidato para la gobernación y Castaño el de alcaldía. El pan se puede quemar en la puerta del horno.

Juan Pablo Alzate aspira a la Gobernación

En la medida que el almanaque deshoja fechas, el tema de las candidaturas a gobernación de Caldas se torna caliente. A las aspiraciones de Camilo Gaviria, Fabio Arias, Jorge Luis Ramírez y Antonio Corrales, se agrega la del ingeniero civil salamineño Juan Pablo Alzate Ortega. Después de hacer consultas entre familiares, amigos, copartidarios y seguidores, ha decidido lanzarse al agua. Y todo parece indicar que mira con simpatía su opción el representante liberal a la Cámara por Caldas, José Luis Correa. Alzate no pierde tiempo. Anda por todos los rincones de Manizales y algunos municipios de Caldas, mostrando su hoja de vida: 41 años, nacido en Salamina, ingeniero civil egresado de la Universidad Nacional, gerente y propietario de la firma  JBB Ingeniería,  empresa con más de 50 años de servicio y fundada por el fallecido ingeniero civil Juan Bernardo Botero. A lo que más le hace fuerza en su hoja de vida es a su paso por la gerencia de Empocaldas. Cuando se posesionó, la empresa estaba en precarias condiciones, según sus propias palabras y en seis meses logró ponerla en orden. “Aumentó el recaudo en más del 50%, disminuyó pérdidas técnicas en un 25%, gestionó $30 mil millones para La Dorada y dejó listos los planes maestros de acueducto y alcantarillado de Riosucio,Salamina y San José. Esto, pues, se está poniendo bueno.

¿Pereira, capital del Eje?

Por todos los rincones de la vecina ciudad se observan afiches promocionándola como «capital del Eje», aludiendo Caldas, Quindio y Risaralda, que conformaron el otrora departamento modelo de Colombia. La pregunta que surge es quién le otorgó semejante calificativo, a quién se le ocurrió. No se puede negar la importancia de la «querendona, trasnochadora y morena», por su desarrollo y progreso en todos los órdenes, pero no se quedan atrás Manizales y Perira, quien también podrían ostentar ese titulo. Y eso sucede en medio de la pasividad y modorra de nuestra clase dirigente. Los gremios y fuerzas vivas no dicen ni mu y asi no vamos a ningún Pereira…

Área Metropolitana Centro Sur en veremos

Desde hace varias décadas venimos oyendo hablar de un área metropolitna que estaria conformada por Manizales, Chinchiná, Palestina, Neira y Villamaria. Cada cierto tiempo se bota corriente alrededor de esta idea integracionista, pero nada qque cuaja, especialmente por falta de voluntad de los politicos y gobernantes de turnos. Ultimamente se ha vuelto a ventilar en distintos escenarios, haciendo ver las ventajas competitivas para la región, pero ha tropezado con los escollos de siempre. Incluso se habla de someterla al escrutinio de las urnas mediante una consulta popular, mecanismo que no parece ser muy expedito según lo declaró recientemente aquí el registrador nacional del estado civil. Vale la pena recordar que quien mucho promocionó esta iniciativa fue el desaparecido dirigente Mario Calderón Rivera, quien se referia permanentemente a la «conurbación» como un sistema de integración regional para su mejor desarrollo armónico.