12 de julio de 2024

Las frases de Gaitán

17 de octubre de 2018
Por Óscar Alarcón
Por Óscar Alarcón
17 de octubre de 2018

Nadie desconoce la grandeza de Jorge Eliecer Gaitán pero la verdad es que muchas de las frases que empleaba en sus discursos no eran de su autoría. En un viejo artículo de Juan Lozano y Lozano, aparecido en la revista “Sábado” (diciembre de 1945) dice que la lucha contra las oligarquías no es un grito inventado por Gaitán, como tampoco lo es “a la carga” de propiedad literaria de Silvio Villegas. “Quien gritó aquí contra las oligarquías fue Carlos Arango Vélez durante la última campaña presidencial. Pero en ese tiempo no era Jorge Eliecer Gaitán el candidato, y por ello no se oyó de Jorge Eliecer Gaitán una palabra de simpatía por aquel candidato”, agrega Lozano.

Pero no son solo esos los ejemplos que muestran cómo el líder de los años cuarenta se apropiaba de frases que eran de otros. “Si avanzo, seguidme; si me detengo, empujadme; si os traiciono, matadme; si muero, vengadme” la usó el caudillo infinidad de veces pero la verdad fue que ella la empleaba, en sus arengas, Mussolini y durante su estadía en Italia el colombiano la escuchó y las reprodujo en sus discursos con traducción y acento castellano.

Sin embargo la verdad es que tampoco era de Mussolini quien a su vez se la apropió de otro. Fue de Henri du Vergier, conde de La Richejaquelein, quien nació el 30 de agosto de 1772 en el seno de una familia noble monárquica de corazón. Nació en el castillo de la Durbelliére, en Saint Aubin de Baubgné, cerca de Chatillon, y fue asesinado el 28 de enero de 1794 por un soldado del gobierno revolucionario cerca de un lugar llamado Nuaillé. En 1793, contra las tropas de la recién nacida república francesa, pronunció la famosa frase que Mussolini la tomó del francés y de allí llegó a nosotros en los discursos del líder colombiano asesinado.

Gaitán, según Osorio Lizarazo, uno de sus biógrafos, era petulante y despreciativo pero su asesinato borró aspectos de su vida que lo convirtieron en el mito que adoran muchos colombianos, quienes recuerdan “sus frases”.