7 de mayo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Si tiene más de 50 años y quiere hacer ejercicio, recuerde preparar su cuerpo

29 de septiembre de 2018
29 de septiembre de 2018

Es cada vez más común observar en parques y espacios abiertos, adultos que están iniciando con la práctica de actividad física, conscientes de los grandes beneficios que trae para su salud. Recientemente tras el censo poblacional quedesarrolló el DANE, se comprobó que la población en el país está envejeciendo (el promedio de edad pasó de 22 a 30 años) lo que confirma una ten3dencia mundial, con todo lo que esto implica en términos de salud pública.

Conscientes de esta realidad, es importante compaginar estas dos realidades: por un lado, la tendencia que existe de una población cada vez mayor, y por el otro, la práctica de actividad deportiva de esta población que sobrepasa los 50 años de edad.

Por esta razón consultamos a Elvia Milena Mondragón, epidemióloga del área de Promoción y Prevención de NUEVA EPS,para saber qué deben tener en cuenta los adultos mayores de 50 para desarrollar la actividad física de manera responsable.

  • Antes de iniciar es conveniente llevar a cabo un chequeo con el médico general, en esa edad es muy factible que se hayan desarrollado condiciones de corazón, pulmón o problemas con las articulaciones. Es vital que de encontrarse una condición de base se sigan al pie de la letra las recomendaciones del profesional de la salud, así evitará complicaciones innecesarias.
  • Es ideal comenzar con caminatas largas antes de correr, pues es allí donde se genera más desgaste físico y de no estar habituado se expone a que se presenten lesiones. En este orden de ideas, inicie con caminatas a un ritmo normal y vaya incrementándolo con el tiempo a medida de sus posibilidades, no inicie con el trote pleno.
  • Hidrátese muy bien, y prepare su cuerpo. No coma en exceso, traté en lo posible no consumir proteínas animales 10 horas antes de la actividad, aumente la ingesta de carbohidratos con el fin de afrontar el reto físico.
  • Es de suma importancia la hidratación en las horas previas a la actividad, tanto o más que en el momento de correr, pues el cuerpo se va a exponer a gran stress físico y la deshidratación puede desencadenar en complicaciones tales como: mareos, fatiga, dolor de cabeza, problemas musculares, náuseas e incluso insuficiencia cardiaca.
  • En términos de calentamiento, es importante hacer especial énfasis en la movilidad articular, en este aspecto no se pretende aumentar el grado de flexibilidad sino mantener un nivel de amplitud natural de movimiento. Dada la edad es importante que tanto los nudillos, las muñecas, la parte superior de los hombros, los omoplatos, las articulaciones del pie, de la rodilla, de la cadera, del codo y del brazo.
  • Después de terminar la actividad, es importante que realice ejercicios de estiramiento para disminuir el impacto sobre los músculos, de esta manera el dolor normal por el esfuerzo será menor. Adicionalmente, es muy importante que durante las horas posteriores se hidrate de manera continua, así no sienta la necesidad de hacerlo pues la recuperación por la pérdida de líquido puede tardar de 24 a 48 horas.