Por aceptación de cargos, el procesado, de 19 años de edad, obtuvo una rebaja de 50% en la pena y deberá cumplir con cinco años de cárcel.

Los hechos que motivaron la decisión judicial ocurrieron en el barrio Charco Negro de Pereira. Alejandro Narváez, seguidor del Deportivo Cali, fue atacado con arma blanca por un integrante de la barra del Deportes Pereira.

La víctima sufrió cuatro heridas en el abdomen, el pecho, un brazo y la cara, por lo que fue intervenido quirúrgicamente.