17 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Docente UCM fue elegida como Mejor Maestro de Villamaría 2017

8 de junio de 2017
8 de junio de 2017

La profesora del Doctorado en Educación UCM, Martha Liliana Marín Cano, fue galardonada en ceremonia por la Gobernación de Caldas y la Secretaría de Educación del municipio.

Manizales, 08 de junio de 2017. En el Día de la Excelencia Educativa Caldense 2017, la Gobernación de Caldas y la Secretaría de Educación del Departamento le otorgaron el premio de Mejor Maestro del Municipio 2017 a Martha Liliana Marín Cano, docente del Doctorado en Educación de la Universidad Católica de Manizales (UCM) en ceremonia el 27 de mayo del 2017 (fotos). 

Prensa UCM entrevistó a Marín Cano que además ejerce como docente en la Institución Educativa Gerardo Arias Ramírez, acerca de, sobre su profesión y sobre este galardón:

¿Qué significa para usted este premio?

Es un reconocimiento a un trayecto de formación que inicié siendo una niña con pocas claridades educativas y pedagógicas frente a lo que significa ser maestro. Este reconocimiento se abre hacia un nuevo horizonte de desarrollo profesional en el cual confluirán nuevas experiencias educativas en la educación superior.

¿Qué cree que se necesita para ser un maestro destacado?

Se requiere pasión por lo que se hace, siempre en posibilidad y en clave de oportunidad para el desarrollo humano del otro y los otros. Se debe ser un maestro abierto al aprendizaje permanente, en el que intervienen múltiples actores, cada uno portador de experiencias y vivencias.

Es un proceso de formación en complementariedad, a través del cual se devela la escucha, el respeto por el otro, la paciencia, el reconocimiento, la solidaridad, la confianza, la apertura, la sinceridad y el buen trato.

 

¿Qué mensaje les daría a los profesores respecto a la docencia?

La docencia, como una de las funciones sustantivas en la educación superior, es una posibilidad para generar procesos de transformación personal y académica.  El profesor debe ser consciente de que su formación académica es para toda la vida y de qué manera interviene en su plan de vida personal y profesional.

Un docente se puede convertir en el horizonte de formación o en la negación para aquellos que no lograron ver en él la oportunidad. Soy enfática en que la docencia es una posibilidad de formación y transformación humana en medio de la incertidumbre.