24 de octubre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Colombia invertirá US$ 2.900 millones para mejorar sus aeropuertos

14 de diciembre de 2016
14 de diciembre de 2016

aeropuerto el dorado

Bogotá, 14 de diciembre _ RAM_ De acuerdo al más reciente estudio de Oxford Business Group, Colombia está desplegando un plan de expansión en sus principales aeropuertos con el fin de hacer frente a un creciente número de pasajeros e impulsar el sector turístico para los próximos años.

Un total de 52 aeropuertos, de los cuales 31 están ubicados en ciudades grandes, se verán beneficiados de una inversión de US$2,900 millones para incrementar su capacidad, según información de la prensa local.

Las mejoras aeroportuarias son parte del plan maestro para modernizar y expandir la infraestructura de transporte colombiana. El Plan Maestro de Transporte 2015-35 está diseñado para invertir US$70 mil millones en incrementar el transporte intermodal y conectar mejor las autopistas del país, así como sus trenes, puertos y aeropuertos para el año 2035.

Proyectos clave

Entre los aeropuertos seleccionados para mejoras está el Aeropuerto Internacional El Dorado de Bogotá. Por dicho aeropuerto pasa el 78% del tráfico pasajero internacional de Colombia, así como el 40% del tráfico doméstico, lo que representó el año pasado un manejo de 30 millones de pasajeros. Actualmente, en el aeropuerto se está realizando una expansión valorada en 770 mil millones de pesos (US$227,5 millones).

Las mejoras – que incluyen aumentar la capacidad de la terminal, mejorar las vías, incrementar la capacidad tecnológica y ampliar el número de plazas de aparcamiento de aviones de 37 a 56 – están enfocadas en hacer frente al incremento del tráfico de pasajeros, el cual se espera que llegue a los 40 millones en 2017.

También hay planes para construir El Dorado II, un segundo aeropuerto en Bogotá a 15km del aeropuerto principal y que estaría conectado a éste a través de tren o metro. Si se aprueba el proyecto El Dorado II y se completara hacia 2021 como han anunciado, debería ayudar a doblar la capacidad total en la capital hasta los 69,2 millones de pasajeros anuales. Se espera que el nuevo aeropuerto cueste más de $3 mil millones y se empiece en su construcción en 2017.

Mientras tanto, en el Aeropuerto Internacional Ernesto Cortissoz de Barranquilla –una ciudad portuaria e industrial al norte del país – se está ejecutando una expansión de 10.000 metros cuadrados, así como la construcción de un nuevo hangar de mantenimiento de aeronaves, una moderna terminal de carga y de aviación general. Estos avances buscan incrementar la capacidad de pasajeros del aeropuerto desde los 2,9 millones anuales de hoy hasta los 7,4 millones anuales en 2036.

“El sector aeroportuario en Colombia ha registrado importantes cifras de crecimiento y el Gobierno ha implementado un plan para fortalecer la infraestructura y la tecnología en los aeropuertos del país. La gestión debe estar alineada con las tendencias globales y el reto es contribuir a la competitividad y conectividad de la región. La gestión aeroportuaria es un importante motor de crecimiento y debemos hacer una buena tarea en su ejecución,” dijo a OBG Álvaro González, gerente general del Aeropuerto Internacional Ernesto Cortissoz.

Los otros aeropuertos en los que se están haciendo mejoras importantes son: el Aeropuerto Internacional José María Córdova (Medellín), el Aeropuerto Internacional Rafael Núñez (Cartagena) y el Aeropuerto Internacional Alfonso Bonilla Aragón (Cali).

Aumento de pasajeros

Las expansiones son oportunas ya que Colombia experimentó un incremento del 6,3% en el número de pasajeros durante la primera mitad de 2016. Sin embargo, existe la preocupación de que las mejoras puedan quedarse cortas debido al continuo crecimiento del número de pasajeros.

Por ejemplo, algunos aeropuertos del país – tales como el Aeropuerto Internacional Ernesto Cortissoz, el Aeropuerto Internacional Rafael Núñez, el Aeropuerto Internacional José María Córdova y el Aeropuerto Internacional Alfonso Bonilla Aragón – vieron un crecimiento en el número de pasajeros de 10-15% solamente en los primeros ocho meses de este año.

Esto se alinea con el creciente número de turistas que visita Colombia. Según cifras del gobierno, las llegadas internacionales aumentaron un 12,5% en 2015 hasta los 2,5 millones de visitantes, lo que representa un 290% de crecimiento en la última década. El sector turístico es la segunda fuente de ingresos del país y representó el 6,1% del PIB el año pasado, de acuerdo al informe de 2016 para Colombia del World Travel & Tourism Council.

Para ayudar a dar cabida al creciente tráfico de pasajeros, la Aeronáutica Civil – la autoridad civil de aviación de Colombia, también conocida como Aerocivil – aprobó 57 nuevas rutas que fueron solicitadas por las aerolíneas el año pasado. De estas, 34 son rutas nacionales y 23 son internacionales.

Atención Internacional

Las inversiones en mejoras aeroportuarias y el anuncio de nuevas rutas ha venido en un momento que Colombia está atrayendo un creciente interés de un importante número de aerolíneas internacionales.

El año pasado, KLM empezó una nueva ruta de Amsterdam a Bogotá y Cali, con tres vuelos semanales. En mayo, Turkish Airlines lanzó vuelos directos entre Estambul y Bogotá, también tres vuelos a la semana, mientras que en junio la aerolínea española Air Europa introdujo vuelos diarios entre Madrid y Bogotá.

“La atención global hacia Colombia está creciendo debido a la firma del acuerdo de paz y a la estabilidad macroeconómica en el país que hace que sea un destino ideal tanto para los negocios como para el turismo,” dijo a OBG Alberto Cladera, gerente general de Air Europa Colombia.

Delta Airlines, United Continental Holdings y otras aerolíneas internacionales también están evaluando comprar participaciones de control de la principal aerolínea colombiana, Avianca, la cual está considerando deshacerse de varios activos para así financiar sus planes de expansión, de acuerdo a los informes de los medios.

Al mismo tiempo, las aerolíneas de bajo costo buscan ganar una mayor cuota de mercado. Wingo, una aerolínea de bajo costo de Copa Holdings, empieza sus operaciones en Colombia el primero de diciembre con 70 vuelos semanales. Según reportes de los medios, la entrada de Wingo podría elevar la presión a la baja de los precios, lo que afectaría a los principales actores del mercado, así como a otras aerolíneas de bajo costo.

Mientras, LATAM Airlines Colombia anunció recientemente que establecerá un nuevo modelo de precios para los mercados domésticos de la región.

“Las aerolíneas quieren ser más competitivas y buscan rentabilidad en sus operaciones. El reto que al que se enfrenta el sector es adaptarse a un contexto de precios más bajos impulsado por los deseos de los clientes de tener una mayor variedad de oferta de precios. Esto tiene un efecto positivo dado que una mayor oferta estimula el crecimiento en el número de pasajeros,” dijo a OBG, Fernando Poitevin, director ejecutivo de LATAM Airlines Colombia.