28 de octubre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Militares manifestaron inconformidad con nuevo acuerdo de paz

23 de noviembre de 2016
23 de noviembre de 2016

Bogotá, 23 de noviembre de 2016 (RAM) El nuevo acuerdo publicado el 12 de noviembre establece que los comandantes militares podrían asumir la responsabilidad por actuaciones de sus subalternos, punto modificado que generó el desacuerdo de los uniformados.

El Presidente Santos se reunió con el General Jorge Enrique Mora Rangel, negociador de paz del Gobierno, para tratar de solucionar la inconformidad de los generales en retiro.

El director de la Asociación de Oficiales Retirados de las Fuerzas Militares, el General Jaime Ruíz manifestó en que en las modificaciones que se hicieron a los acuerdos de La Habana se incumplió con un punto que, según él, era una línea roja para el Presidente.

“Los temas militares y de la Policía se negocian aquí, no en La Habana, y modificaron algo que no tenía por qué modificarse, tiene que ver con el estatuto de Roma, el artículo 28, ni más ni menos lo que dice ese artículo en un párrafo de tres líneas que quedaría dentro de la jurisdicción especial es que todo el que ha sido comandante, y en nuestras estructuras militares comandante es desde la más baja organización, que es el escuadrón Cabo Segundo, asume responsabilidad penal por las actuaciones de sus subalternos”, dijo Ruíz.

Según el general Ruíz, esto ha sido rezagado en muchas legislaciones internacionales, “en muchos países no lo han aceptado por los efectos que eso tiene, es una cosa muy etérea, pero de gran compromiso. Esta modificación en el nuevo acuerdo va en contraposición con muchos principios de orden legal”.

Este es texto del primer acuerdo

  1. CONTENIDOS, ALCANCES Y LÍMITES DE LA CONCESIÓN DE AMNISTÍAS E INDULTOS ASÍ COMO DE OTROS TRATAMIENTOS ESPECIALES

Página 137

44.- En concordancia con lo anterior, respecto a los agentes del Estado, se establece un tratamiento especial, simultáneo, equilibrado y equitativo basado en el Derecho Internacional Humanitario. Dicho tratamiento diferenciado valorará lo establecido en las reglas operacionales de la fuerza pública en relación con el DIH.

En ningún caso la responsabilidad del mando podrá fundarse exclusivamente en el rango, la jerarquía o el ámbito de jurisdicción. La responsabilidad de los miembros de la fuerza pública por los actos de sus subordinados deberá fundarse en el control efectivo de la respectiva conducta, en el conocimiento basado en la información a su disposición antes, durante y después de la realización de la respectiva conducta, así como en los medios a su alcance para prevenir, y de haber ocurrido, promover las investigaciones procedentes.

Este es el texto del nuevo acuerdo donde se incluye el Artículo 28 del Estatuto de Roma

  1. CONTENIDOS, ALCANCES Y LÍMITES DE LA CONCESIÓN DE AMNISTÍAS E INDULTOS ASÍ COMO DE OTROS TRATAMIENTOS ESPECIALES

Página 151

“44.- En concordancia con lo anterior, respecto a los agentes del Estado, se establece un tratamiento especial, simultáneo, equilibrado y equitativo basado en el Derecho Internacional Humanitario. Dicho tratamiento diferenciado valorará lo establecido en las reglas operacionales de la fuerza pública en Acuerdo Final 12.11.2016 Página 152 de 310 relación con el DIH. En ningún caso la responsabilidad del mando podrá fundarse exclusivamente en el rango, la jerarquía o el ámbito de jurisdicción.

La responsabilidad de los miembros de la fuerza pública por los actos de sus subordinados deberá fundarse en el control efectivo de la respectiva conducta, en el conocimiento basado en la información a su disposición antes, durante y después de la realización de la respectiva conducta, así como en los medios a su alcance para prevenir, y de haber ocurrido, promover las investigaciones procedentes.

Se entiende por control efectivo de la respectiva conducta, la posibilidad real que el superior tenía de haber ejercido un control apropiado sobre sus subalternos, en relación con la ejecución de la conducta delictiva, tal y como indica el artículo 28 del Estatuto de Roma.

Esto es lo que dice el estatuyo de Roma

Artículo 28: Responsabilidad de los jefes y otros superiores

Además de otras causales de responsabilidad penal de conformidad con el presente Estatuto por crímenes de la competencia de la Corte:

  1. a) El jefe militar o el que actúe efectivamente como jefe militar será penalmente responsable por los crímenes de la competencia de la Corte que hubieren sido cometidos por fuerzas bajo su mando y control efectivo, o su autoridad y control efectivo, según sea el caso, en razón de no haber ejercido un control apropiado sobre esas fuerzas cuando:
  1. i) Hubiere sabido o, en razón de las circunstancias del momento, hubiere debido saber que las fuerzas estaban cometiendo esos crímenes o se proponían cometerlos; y
  2. ii) No hubiere adoptado todas las medidas necesarias y razonables a su alcance para prevenir o reprimir su comisión o para poner el asunto en conocimiento de las autoridades competentes a los efectos de su investigación y enjuiciamiento.
  1. b) En lo que respecta a las relaciones entre superior y subordinado distintas de las señaladas en el apartado a), el superior será penalmente responsable por los crímenes de la competencia de la Corte que hubieren sido cometidos por subordinados bajo su autoridad y control efectivo, en razón de no haber ejercido un control apropiado sobre esos subordinados, cuando:
  1. i) Hubiere tenido conocimiento o deliberadamente hubiere hecho caso omiso de información que indicase claramente que los subordinados estaban cometiendo esos crímenes o se proponían cometerlos;
  1. ii) Los crímenes guardaren relación con actividades bajo su responsabilidad y control efectivo; y

iii) No hubiere adoptado todas las medidas necesarias y razonables a su alcance para prevenir o reprimir su comisión o para poner el asunto en conocimiento de las autoridades competentes a los efectos de su investigación y enjuiciamiento.