25 de octubre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Agujeros negros.

22 de noviembre de 2016
Por Esteban Jaramillo
Por Esteban Jaramillo
22 de noviembre de 2016

Por Esteban Jaramillo Osorio.

Esteban JaramilloSe perdió el año. Los resultados, la posición en la tabla y el fútbol expuesto, lo dicen todo. No hubo acierto en los jugadores contratados y los entrenadores nunca pudieron encontrarle un camino de salida a la falta de calidad que la nómina tenía. Sin buenos jugadores no hay equipo.

El trabajo realizado y sus consecuencias en las tablas, en la memoria pasan de largo. Ya no es el Once Caldas que  en el pasado movía los cimientos del estadio con las emociones del aficionado.

Se sabe que no es gran negocio una eliminación pero, ante el hecho consumado, surge la obligación de darle cuerda a un nuevo proyecto, con evaluación en justa medida de las debilidades y necesidades deportivas.

Tiempo ha tenido el entrenador para conocer el plantel de jugadores y entender qué agujeros negros hay en el.

La llegada de Mateo Cardona y Jerry Ortiz, es alentadora. Ambos, buenos jugadores,  pueden aportar juventud y capacidad, tan necesarias para refrescar el equipo.Son conocidos. El ascenso de Sergio Román,  prometedor portero, ante el adiós de Juan Carlos Henao, también se ve con buenos ojos. Johan Arango, en su eventual retorno, es motivo de dudas para el entrenador, dada su conducta extra juego y aun no se conoce una decisión sobre su futuro. Falta que ha hecho. Necesarios son  dos marcadores de punta, un defensor central y un volante de contención, como prioridad. Aunque aun no cuaja, es conveniente mantener a Viveros, ampliando su cesión en préstamo, por lo activo y desequilibrante que es en las orillas del campo, siempre y cuando se le corrijan movimientos inútiles a su juego.

Por último, para manejar una intención distinta en la proyección deportiva del Once Caldas, necesario es expulsar del entorno a los empresarios vividores que piensan en sus bolsillos mas que en el bienestar del  club. Como aquel que a comienzo de año trajo a Manizales a un jugador llamado John Rendón, con documentos adulterados. Jugó con el equipo titular varios partidos con el riesgo reglamentario que esto traía. Me refiero a los representantes de futbolistas, no a los   propietarios del club como maliciosamente se ha querido interpretar.

Pregona dimayor su propuesta de anular los promedios para el descenso  a partir del próximo año, lo que aun no cuenta con el consenso de los clubes. De aprobarse, aprieto grande para el Once Caldas, de persistir en la irregularidad de las campañas. Un mal año como el presente lo pondría al borde de La categoría B. La fórmula actual de sumar puntos en los tres últimos torneos, lo tiene en el intermedio de la tabla sin apuros.

PD: Cardona y Ortiz tienen talento en el juego, pero están en formación. El uno armador, el otro un «ocho por banda», de ida y vuelta, que tarda en consolidarse porque no ha tomado conciencia de las cualidades que tiene.