6 de mayo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

La tradición empresarial se alcanza con innovación

26 de agosto de 2016
26 de agosto de 2016

Empresarios Manizales

MANIZALES, 26 de agosto de 2016. La clave para lograr este reconocimiento en el mercado radica en buscar nuevos retos, estar a la vanguardia de la tecnología y cumplirles a los clientes para establecer relaciones de confianza.

En esos términos sintetizó José Fernando Rivas Durán, fundador de la empresa Riduco -pionera en la transformación de plásticos a través de los procesos de Inyección y Extrusión)- su experiencia para alcanzar la tradición empresarial.

Durante el conversatorio “Tradición e innovación, dos miradas generacionales de la Administración de Empresas”, realizado en la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) Sede Manizales, el directivo de esta organización manifestó: “en los tiempos difíciles es cuando, regularmente, la mayoría de organizaciones fallecen y no trascienden”.

En el evento también participó el Grupo Empresarial Buitrago González, otra organización familiar que, como Riduco, se ha consolidado en el mercado y ha aportado al desarrollo industrial y económico de la región cafetera y el país.

“Estas empresas han trascendido a partir de los enfoques generacionales. Son organizaciones que gestaron una idea de negocio desde hace aproximadamente 50 años y ahora son heredadas por empresarios (hijos) que tienen la fortuna y responsabilidad de crecer y fortalecer esos negocios”, explicó el profesor Pablo Felipe Marín Cardona, director del Consultorio Administrativo de la Facultad de Administración de la U.N. Sede Manizales.

El fundador de Riduco aseguró que no es fácil entregar una empresa a los hijos y familiares cercanos, ya que ellos se deben formar académicamente para cumplir con las exigencias de una organización. Sin embargo, para este empresario caldense, hay que brindar todo el apoyo para que la empresa pueda seguir adelante con los retos que afronta día a día.

Adriana Rivas Gómez, su hija, y ahora gerente general de Riduco, manifestó que recibir una organización requiere de un compromiso demasiado grande y por eso hay que estar no solo bien preparado y conocer toda la organización, también ser muy organizado con las ideas y los negocios que se realizarán.

“Una estrategia fundamental que permite estabilidad y crecimiento es tener una estructura organizacional bien definida, en la que existan departamentos y cargos establecidos para lograr una mejor productividad. Esto se hace de acuerdo con las exigencias del mercado y al crecimiento que va teniendo una organización”, expresó la empresaria.

La conferencista afirmó que no basta con ofrecer los productos, sino que estos deben ir acompañados de tecnología e innovación. Además, recomendó pensar en nuevos productos o alternativas que puedan ser de interés para los clientes con una propuesta de valor definida.

Por su parte, Néstor Buitrago Trujillo, fundador del Grupo Empresarial Buitrago González, manifestó que su organización se ha caracterizado por ser un proveedor confiable, que asume los retos y cumple los compromisos.

“Si se tiene una idea de negocio, hay que jugársela con ella, siempre con la intención de desarrollarla. Para eso se requiere sacrificio y aguante constante, sin importar las dificultades presentadas”, manifestó el ingeniero civil de la U.N., quien con su familia ha fortalecido negocios en temas agrícolas, construcción de vivienda y en la industria de materiales de construcción en arcilla roja.

Marcela Buitrago González, una de las herederas de este grupo empresarial, aseveró que definitivamente es el mismo mercado el que lleva a las organizaciones a la renovación constante de productos, servicios, procedimientos; además, exige establecer alianzas para la implementación de nuevas estrategias empresariales.

“Recibir una empresa formada y con tradición tiene un valor incalculable, porque demuestra la experiencia de cómo hacer las cosas y si ha funcionado. No es lo mismo cuando se va a empezar de cero, por eso pienso que tener algo tan estructurado es un gran apalancamiento que se debe complementar con la renovación e innovación constante, siempre acompañada de una evaluación de lo que se está haciendo, para lograr un mejor rendimiento”, indicó la empresaria.

Este conversatorio fue realizado en el marco de la celebración de los 50 años del pregrado de Administración de Empresas, en el que también se han programado conferencias, muestras empresariales, actividades culturales y deportivas.

Insistir, persistir y nunca desistir fue el mensaje para que las organizaciones permanezcan en el tiempo y trascender de una generación a otra.

U. Nacional Manizales