23 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Manualidades sirven para diseñar contenidos de marketing

27 de abril de 2016
27 de abril de 2016

Manualidades sirven para diseñar contenidos de marketing

MANIZALES, abril de 2016. Con plastilina, colbón, tijeras, cartulina y marcadores, los alumnos de la Especialización en Alta Gerencia de la Universidad Nacional (U.N.) Sede Manizales plasman un diseño relacionado con el mercadeo.

Se trata de una estrategia pedagógica aplicada por el profesor Diego Arango, director Nacional de Bienestar Universitario, quien a través de las manualidades incentiva la creatividad de los alumnos que pretenden hacer del marketing su proyecto laboral.

“El profesor en el siglo XXI es un líder que motiva a un grupo para que estudie un tema, porque nadie es capaz de saber de todo lo que hay en la literatura científica y no científica”, explica el docente de la Facultad de Minas de la U.N. Sede Medellín. Asimismo, agrega, con este tipo de actividades los futuros especialistas asimilan mejor temas específicos.

“Es un aprender haciendo, donde vuelven a ser niños. Las clases que no generen emociones, no generan aprendizajes ni impactan en la mente de los estudiantes”, recordó.

Este ejercicio de estrategia pedagógica lo ejecuta con sus estudiantes después de que ellos leen trabajos de revistas indexadas y hacen ensayos respectivos para la clase.

En el aula, Diego Arango organiza a los estudiantes en grupos de trabajo, y así cada uno define hacia dónde va o qué es lo que quiere plasmar. Posteriormente, en el tablón o cartulina visualizan conceptos de la literatura científica relacionados con esta temática.

Uno de los incentivos que propone el docente es para el mejor desarrollo o producto, pues no presentará el examen final del curso, en este caso el de la materia Gerencia Estratégica de Marketing.

Para la estudiante de la Especialización en Alta Gerencia de la U.N. Sede Manizales, Laura Villegas Díaz, “este tipo de ejercicios enriquece mucho nuestra profesión, porque permite que llevemos la teoría a la práctica y seamos proactivos día a día. Nos pone a pensar y sobre todo a producir”.

Ancízar Mora Calderón, también estudiante de este posgrado, destaca esta forma de interactuar con el docente, especialmente porque se aprende haciendo.

“Uno entiende que la teoría también es aplicable. Puede parecer un ejercicio aburrido, pero en realidad es muy interesante porque hace que el estudiante se pellizque y produzca conocimiento a través de las manualidades”, afirmó el alumno.

Agencia de Noticias UN