25 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

El nombramiento de Rivas

10 de diciembre de 2015
10 de diciembre de 2015

Política con pimienta

luis robertoLa semana pasada se comentó entre periodistas que el nombramiento de Luis Roberto Rivas como gerente de la Industria Licorera de Caldas, estaba en duda. Pero otra cosa pensaba el gobernador electo Guido Echeverri. Con el respaldo de Luis Emilio Sierra y el deseo del gobernador de llevar a ese cargo a un ejecutivo de mucho corte empresarial, el nombre de Rivas se abrió paso finalmente.

El mejor alcalde

Hay que reconocer que en muchos años Rivas se destaca como el mejor alcalde que ha tenido Manizales. En dos años y medio de gestión logró un balance que no mostraron muchos de sus antecesores juntos. Entre las principales ejecuciones de su administración están: el plan de saneamiento fiscal y financiero, la ejecución de un plan de grandes obras de infraestructura. También logró la ampliación del régimen subsidiado de 55.000 a 115.000 afiliados. La reapertura del Hospital de Caldas.  Es muy posible que Rivas sea el gerente que necesita en estos momentos la Industria Licorera de Caldas para salir adelante. Dadas su experiencia en el sector oficial y su trayectoria en el campo empresarial, tal vez se constituya en el empujón que requiere la destilera para salir a la otra orilla del río.

Las investigaciones

Con respecto a las investigaciones penales que tiene, unas asociadas a Integramos y otras que le sobreviven a su paso por la alcaldía, hay que esperar sus resultados. Esperamos que Rivas logre pasar airoso el vendaval. Es cierto que se pueden contar en los dedos de una sola mano los alcaldes que en el país no han tenido que enfrentar acciones judiciales durante y después de sus mandatos.

Mesa ¿gerente de Aguas?

Hace pocos días el columnista se encontró en el mall de San Cancio  con el ex candidato a la gobernación de Caldas, Jorge Hernán Mesa. “Es cierto que le ofrecieron la gerencia de Aguas de Manizales”, le preguntó. “Sí, pero no he decidido si acepto o declino”, expresó con inspirado acento Mesa.

Juan David Arango

Es mejor pájaro en mano que ciento volando. Este dicho se le puede aplicar a Juan David Arango, elegido ayer por el consejo directivo de Corpocaldas su nuevo gerente. Después de haber ejecutado una gestión seria y con buenos resultados, se retira de la gerencia de Aguas de Manizales. Arango pertenece indiscutiblemente a las grandes reservas de Caldas: hombre transparente, ejecutivo de muchas campanillas, ajeno a la politiquería, con una envidiable formación académica. Es saludable que regrese a la dirección de la Corporación Autónoma Regional. Aguas de Manizales pierde a un buen ejecutivo.

Los Yepes están hasta en la sopa

Los Yepes son como el espíritu Santo, están en todas partes. “El Espectador” mencionó el miércoles en un informe sobre el general Palomino a Juan Carlos Yepes Alzate. En efecto, dijo que se desempeñó como asesor del general Serrano cuando fue embajador en Viena y director ejecutivo de la Rama Judicial. Pero la alusión fue motivada por un lote que tenía en la urbanización donde está la casa veraniega el general Palomino y que le vendió (2.000 mts) a un minero. Hasta en la sopa están los Yepes.

Columna comentada

Muy comentada la columna del ex magistrado Paz Quintero titulada «una dignidad mancillada», en donde expone la situacion procesal del magistrado Pretelt y las estratagemas que se vienen empleando para dilatar una decisión que, por mandato constitucional, les corresponde a las plenarias de la camara y el senado de la republica. De igual manera coincide la columna con las investigaciones contra el ex presidente de la corte constiticional, Rodrigo Escobar Gil, como colaborador necesario en el trámite fallido de una tutela ante esa corporacion a la espera de un pronunciamiento de un juez de garantia para definirle su situacion jurifica. Bien por el columnista por su claridad y conocimiento de los temas juridicos e independencia conceptual.

Recuerdo

Sobre el tema del galeón San José, el exministro Eduardo Pizano señaló en su cuenta de Facebook que a estas alturas es bueno recordar la negativa de España “a devolverle a Colombia el tesoro de los quimbayas, que fue donado ilegalmente en 1892 por el entonces presidente Carlos Holguín a la reina María Cristina” como “un gesto de agradecimiento por su trabajo en la definición de los límites de Colombia y Venezuela en elOrinoco. Para obsequiar esta colección se requería autorización del Congreso colombiano, permiso que nunca se obtuvo”. Pizano agregó que “el tesoro consta de 122 piezas de oro, que se encuentran en la actualidad en el Museo de América en Madrid. La devolución de la colección ha sido solicitada por Colombia, sin que hasta la fecha España haya mostrado interés en hacerlo”. Caleidoscopio, el Nuevo Siglo.

Off the Record, el Nuevo Siglo

Con la misma moneda

Un curioso dato respecto a toda la polémica alrededor del hallazgo del tesoro del galeón español San José en las profundidades del mar Caribe colombiano, en inmediaciones de Cartagena. Un reconocido historiador, que pidió la reserva de su nombre, dijo que si España efectivamente reclama parte de las piezas de patrimonio histórico o potencialmente comerciales que se presume hay en el hundido barco, le estaría abriendo la puerta a que nuestro país “puede hacer lo propio con una serie de valiosas y únicas piezas precolombinas que hoy permanecen en la Casa Real y otros museos ibéricos, y que fueron sacadas en tiempos de la Colonia de territorio colombiano… Se trata de un patrimonio arqueológico y de joyas sin igual al que Colombia podría acceder acudiendo a la misma tesis jurídica que los españoles han utilizado para reclamar su propiedad sobre las piezas extraídas de barcos de guerra suyos encontrados hundidos en ultramar”. El historiador recordó que hace muchos años reclamaciones de Colombia respecto a la repatriación de esas piezas fueron denegadas por las autoridades culturales ibéricas. Vea pues.

Ojo al museo

Y más del Galeón. Se sabe que un grupo de prestigiosos historiadores cartageneros ya han empezado a delinear lo que podría ser el museo que el Gobierno prometió construir para salvaguardar las piezas de patrimonio histórico que sean extraídas del galeón, sobre todo en materia de restos del casco maderable, los cañones, monedas y joyas irrepetibles, utensilios de la época y otros elementos de especial significación. Una de las propuestas es que el museo no sea construido en la zona histórica de la ciudad, en donde ya no hay espacio, sino en otro polo de desarrollo urbanístico y turístico, con el fin de descongestionar la oferta de destinos al interior de la ciudad para los visitantes. Obviamente esa tesis será muy difícil de vender, pues la mayoría de la academia considera que el lugar natural del futuro museo debe ser la ciudad amurallada. En lo que parece haber coincidencia es que debe ser un museo nuevo, y no una ampliación de salas en uno ya existente.

Alerta inflacionaria

Están muy preocupados en algunas instancias del Gobierno por lo que consideran prematuros pronósticos respecto a la inflación para el próximo año. Como se sabe, el Banco de la República y el propio Ejecutivo se casan con la meta de que el Índice de Precios al Consumidor en 2016 crecerá como máximo un 4 por ciento, pero hay varios centros de análisis económicos que consideran que por bien que le vaya al país la inflación no cerrará el próximo año por debajo del 5 por ciento, teniendo en cuenta que este año cerrará por encima del 6 por ciento, y que para el próximo está no sólo la coyuntura cambiaria sino los efectos del fenómeno de El Niño, que tendrá su pico más fuerte en el primer trimestre pero se extendería hasta junio. Ambas situaciones tendrán un impacto directo sobre los precios de los alimentos y productos importados que no se puede desconocer. Para el Gobierno, esas expectativas inflacionarias son exageradas y hasta alarmistas.