25 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Incendio forestal afecta cerca de 20 hectáreas de bosque en los cerros

31 de octubre de 2015
31 de octubre de 2015

BOGOTA, 31 de Octubre_ RAM_  Según el último reporte del Cuerpo Oficial de Bomberos de la ciudad de la Bogotá, el incendio forestal sobre los cerros orientales de la capital de la República ya ha afectado cerca de veinte hectáreas de bosque.

La conflagración ya había sido controlada ayer en la tarde, pero las llamas revivieron en extrañas circunstancias. “Es muy extraño que un incendio forestal se inicie de madrugada cuando no hay sol que lo inicie”, manifestó un oficial de los bomberos.

En este momento hay cerca de 70 bomberos de las estaciones del Centro Histórico, Kennedy, Norte y Caobos central tratando de controlar el incendio y se ha pedido el apoyo de un helicóptero con un bambi buker para transportar agua.

La Policía de Bogotá se hizo presente con tres escuadrones del ESMAD conformada por 120 hombres y tres tanquetas con más de 5.000 galones de agua.

Bomberos continúan atendiendo incendio en los Cerros Orientales

El Cuerpo Oficial de Bomberos de Bogotá continúa trabajando sin descanso para controlar el incendio que se presenta los Cerros Orientales al norte de Monserrate.

Por lo menos 53 bomberos continúan en la zona y se espera que hacía las 8:00 de la noche se releve el personal que se encuentra atendiendo la emergencia y se continúe trabajando toda la noche hasta lograr la extinción total.

En horas se la tarde, el incendio creció debido a los fuertes vientos y a causa de la topografía del terreno que es inclinada y no permite llegar al foco del incendio tan rápido pues coloca en riesgo la seguridad se los bomberos.

Las labores de extinción iniciaron muy temprano en la mañana de este viernes con el apoyo de operaciones helicoportadas por parte de la Fuerza Aérea y de la Policía Metropolitana de Bogotá que envió tres secciones del Esmad conformada por 120 hombres, tres tanquetas con más de 5 mil galones de agua para intentar combatir el voraz incendio que desde ayer consume más de tres hectáreas.

De esta manera se apoyó el esfuerzo de bomberos y carabineros de la Policía quienes realizan zanjas para asilar la zona y que las llamas no se extiendan.