12 de agosto de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Presidente de la Conferencia Episcopal llega a Cuba para reunirse con cabecillas de las Farc

18 de agosto de 2015
18 de agosto de 2015

Luis Augusto Castro

LA HABANA, 18 de Agosto de 2015 (RAM) El presidente de la Conferencia Episcopal Colombiana, Monseñor Luis Augusto Castro, llegó este lunes a La Habana, Cuba, para reunirse con los cabecillas de las Farc y los negociadores del gobierno colombiano, con el fin de tratar entre otros temas, la posible intervención del Papa Francisco en el proceso de paz.

El viaje lo había anunciado el propio jerarca de la iglesia católica colombiana desde el pasado 14 de agosto, cuando declaró que sólo esperaba la autorización del gobierno nacional para cumplir ese propósito.

“Yo estoy casi seguro que voy a viajar, pero primero tengo que tener la confirmación de que voy a viajar, estoy a la expectativa a ver qué va a pasar”, declaró entonces Monseñor Castro, quien dijo que el propósito era “hablar de diferentes temas que hay, incluido el deseo que tiene el Papa de ayudar de alguna manera para que Colombia logre la paz”.

Además dijo que esperaba conversar con las dos delegaciones sobre los temores que tienen a estas alturas de la negociación.

“Podría decir que el momento presente se caracteriza por el miedo. Lo verificaré la semana entrante que voy a estar allá en Cuba con los miembros de la mesa. Este miedo, que me parece muy positivo, lo tienen la guerrilla y está relacionado con el miedo propio de una justicia que aunque transicional, puede cargarlos de culpas muy graves y el miedo que tiene que ver con las penas”, precisó.

Como se recuerda, el pasado 15 de junio, el Papa Francisco recibió en el Vaticano al presidente colombiano Juan Manuel Santos, a quien le aseguró que estaba dispuesto a desempeñar el papel que sea necesario para poner fin al “único y más viejo conflicto de Latinoamérica”.

Tras la audiencia, Santos dijo a los periodistas que el Pontífice le confesó que era por el mandatario por el que más rezaba y además el dijo:

“Lo que pueda hacer yo personalmente y la Iglesia cuente con nosotros, le apoyamos si necesita que tengamos un papel, estamos dispuestos a hacerlo”.

Sobre la posible mediación, de la Iglesia o del papa, Santos afirmó que aunque se “hablaron de posibilidades, eso tendría que ser algo que saliera de ambas partes”.

Además dijo que con el Papa “hablamos de las víctimas y cómo Colombia es el primer país que pone a las víctimas en el centro de la solución de un conflicto, y hablamos de cómo podíamos respetar sus derechos y buscar esa forma de justicia y al mismo tiempo lograr la paz”.

Santos le dijo que le pidió al Pontífice “que no sólo me ilumine a mí, sino a todos los colombianos y nos ayude a buscar este camino de reconciliación”.

Sobre el próximo viaje a Colombia, anunciado el pasado marzo con una carta del Secretario de Estado vaticano, Pietro Parolin, el presidente reveló que Francisco le reiteró su disponibilidad a viajar.

“Pero me dijo que si acelerábamos el proceso, si logramos un acuerdo, sería determinante para que pudiera apresurar la visita”, señaló. Santos también desveló cómo el papa le dijo que no “bajase la guardia” en este proceso de paz y que la conversación fue “franca y sincera sobre las necesidad de reconciliar a los colombianos y de tener un país en paz y de tener un donde se aprenda a perdonar”.

“La reconciliación es posible y hay que buscarla de todas las formas, me dijo el Santo Padre, y así lo haré”, afirmó

El pasado 13 de agosto, se conoció una carta que envió el Papa Francisco al presidente de la Corte Suprema de Justicia, Leonidas Bustos, a propósito de un encuentro en Cartagena sobre Justicia Transicional, paz y postconflicto”, en la cual advirtió que el tema de de la justicia es de “crucial importancia para el futuro de Colombia y, en la actual época globalizada, tiene un alcance que supera las mismas fronteras nacionales”.

Además el Pontífice estableció que confía en que la justicia colombiana encuentre caminos que permitan alcanzar la paz en el país.

En la carta enviada a través del cardenal Prieto Parolín, secretario de Estado del Vaticano, señala que “por tanto, Su Santidad acompaña con la oración los trabajos, para que, en el cuadro de la institucionalidad, contribuyan con coraje y creatividad a identificar soluciones que refuercen la paz y la justicia, en el respeto del ordenamiento jurídico nacional e internacional”.