16 de agosto de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

¿Por qué no sigue Ancelotti?

25 de mayo de 2015
25 de mayo de 2015

Ancelotti

ABC, Madrid

Los jugadores titulares, desde Cristiano a Casillas, presionan hasta el último día en favor de la continuidad de Ancelotti. El Real Madrid, por el contrario, opina que el equipo necesita un cambio en el banquillo. El viernes, el club había tomado una decisión para destituir al entrenador. ¿Por qué?

Cuatro son los argumentos que esgrime la entidad. Subraya que estos fallos ya se produjeron el año pasado. La victoria de la Décima y la Copa del Rey permitieron al técnico seguir en la casa, aunque las deficiencias ya estaban señaladas.

1-La primera es una cuestionable preparación física. El equipo ha llegado cansado a los meses de abril y mayo en las dos campañas del italiano. Es su falta de rotaciones en las dos campañas la que ha provocado el desgaste de sus titulares hasta la decadencia final. Recordemos que el Real Madrid ganó la Décima con Benzema y Cristiano lesionados. Y ahora, Benzema se ha lesionado en la fase decisiva. Y Kroos, Isco y Pepe han llegado sin gasolina. El central portugués también ha caído en la última jornada.

2-Ancelotti no sabe revolucionar al equipo con cambios. Las comparaciones son odiosas. Mourinho era un artista a la hora de transformar un 0-2 en un 3-2, gracias a su variación de sistemas, pasando del 4-2-3-1 al 3-4-3 con presión arriba. El italiano nunca ha realizado una remodelación para remontar una situación crítica. No cree en los cambios. Los hace muy tarde. Deja entrever que no hay banquillo.

3-Deficiencias en la estrategia a balón parado. El club opina que el técnico no trabaja bien un capítulo que supone el 68 por ciento de los goles de muchos clubes. De hecho, es Paul Clement quien dirige este apartado tanto en defensa como ataque. En Italia, Ancelotti tampo dirigía este segmento. Tenía otros hombres. Al Real Madrid le ha condenado este talón de Aquiles. El Atlético le ha fusilado por alto tanto en Liga (seis puntos perdidos por los blancos) como en Copa y en la Supercopa de España. Y el Athletic (Aduriz en San Mamés). Y el Barcelona (Mathieu en el Camp Nou). Y el Valencia (Otamendi en Mestalla). El conjunto blanco se dejó el campeonato por alto, no por fútbol, sino por buenas tácticas de los rivales.

4-Componendas para mantener a los líderes del plantel en el once. La situación de Ramos en el centro del campo fue una decisión que no gustó. Se piensa que el italiano quiso así mantener en el once a Pepe, un líder de la plantilla, junto a Varane. Y el rendimiento del sevillano en la media fue nulo. Impuso carácter y liderazgo, no juego. Ese poderío de Sergio también podía aplicarlo desde atrás.