28 de enero de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Pesar por la muerte del médico Hernando Alzate López

20 de enero de 2015
20 de enero de 2015

Debido a su avanzada edad, Alzate estaba reducido a una silla de ruedas. Su esposa, Ligia Sierra, lo acompañó hasta su muerte.

En sus últimos días de vida, Alzate y su esposa fueron víctimas al promediar el año pasado de un atraco en su residencia de El Cable, en Manizales. Varios sujetos ingresaron por el techo de su casa a la media noche y tras amordazarlos y reducirlos a la impotencia, se llevaron joyas y dinero en efectivo por 600 millones de pesos. Tras una minuciosa investigación, la policía logró identificarlos y capturarlos pero no devolvieron lo robado.

Alzate López, nacido en Salamina, en el norte de Caldas, fue secretario de Educación de Caldas en el gobierno del jurista Óscar Salazar Chávez, hoy de 89 años y radicado en Bogotá. Fueron sus compañeros de gabinete el actual jefe del equipo negociador del gobierno en la Habana, Humberto de la Calle Lombana; el ex candidato a la gobernación de Caldas, Augusto León Restrepo; el ex director general del Instituto de Seguros Sociales, Tomás Jaramillo, entre otros.

Esporádicamente publicaba una revista histórica donde reseñaba personajes y hechos que tuvieron alguna importancia en el discurrir del departamento. Alzate era un hombre culto que devoraba permanentemente los clásicos de la literatura.

El escritor César Montoya Ocampo hizo recientemente en EJE 21 una breve remembranza de Alzate López:

«Hernando Alzate López es un salamineño que hizo de todo en su tierra natal. Cumplió con los sagrados deberes de su profesión; siguió la ruta de Jaime Mejía, otro milagroso médico  que en los albores del siglo pasado, trasegó veredas y, en razón de las rudimentarias sabidurías de aquellas épocas, descubrió remedios taumatúrgicos.  Alzate López ha sido un samaritano.  También intelectual, enamorado de la historia. Escribió prosas memorables en estilo denso, coronó reinas de belleza,se encaramó en los proscenios para cantarle a la mujer. Fue destacado senador de la república , ángel de la  guarda de su Partido Liberal».