17 de octubre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Política con pimienta

12 de noviembre de 2014

aerocafeTextualmente se lee en la publicación bogotana: «El Aeropuerto del Café que se construye en Palestina ( Caldas ) , se está convirtiendo  en un » hueco negro «. Además de tragarse millonarios recursos de todos los colombianos, se puede convertir en el elefante blanco más grande y costoso de la nación». Nosotros no hemos dudado en calificarlo como el gran baldón para la dirigencia pública y privada, para la clase política y sus gobernantes, en la historia de Caldas. Y sin responsables a la vista. Todos son dolientes, pero nadie se hace cargo del muerto. El Gobernador de Caldas el primero, que a un año largo de su posesión, no ha ofrecido la más mínima solución para sacar la obra del atolladero. Y la nula gestión de los parlamentarios y los gremios que carecen de audiencia ante los poderes centrales. Para poder exorcizar al aeropuerto, deben aparecer las causas y los responsables del estruendoso fracaso. Y buscar soluciones pragmáticas que impidan que se sigan enterrando  recursos públicos en una empresa que, todo parece indicar, cuenta con más antipatía que simpatía en quienes pueden aportar nuevas inversiones.

Más sobre Aerocafé

«El país lleva más de una década oyendo hablar de ese proyecto y pese a que desde 2008 se han realizado inversiones que superan los 300.000 millones de pesos, sigue en pañales, con graves errores técnicos y geológicos, y salpicado con denuncias relacionadas con actos de corrupción» . Sobre este tema , los señores de Semana enriquecerían  su investigación si leyeran el artículo firmado por nuestro colaborador y bloguero de El Tiempo  Marco Aurelio Uribe » Aerocafé: muchos » aviones » y nada de pista «, en el que se dan varias «pistas» sobre los  creadores de semejante paquidermo, que cooinciden en gran parte con nuestras continuas peticiones para que aparezcan las entidades o las personas que fracasaron en la construcción de las obras básicas para su desarrollo y culminación.»  El gobernador Julián Gutiérrez reconoce que se cometieron » muchos errores». Hoy nadie entiende como comenzaron obras sin los estudios técnicos, que aparecieron solo el año pasado. ( ! ). Y lo peor, ignoraron un análisis del 2002 que advertía de los problemas con los rellenos, conocidos como terraplenes. En efecto, varios terraplenes no sirvieron, lo que motivó una investigación de la Contraloría que vinculó a 31 funcionarios entre  exgobernadores y exalcaldes, que fueron absueltos. ( ? ). El proceso sigue abierto solo con los contratistas, a quienes la Corporación Cívica de Caldas, una entidad gremial veedora, les descubrió otra perla: un carrusel de contratistas e interventores «. ( !! ) . ( ? ? ). Las admiraciones y los interrogantes son de Eje 21.

Que se busquen soluciones

Un poco al desgaire, Semana alude a la lucha regionalista entre los manizaleños y los pereiranos, como fuente de las dificultades de Aerocafé. Creemos que ese provincialismo y regionalismo solo cabe en mentes calenturientas. Y todo, porque  Simón Gaviria, jefe de planeación, pereirano de nacimiento , dijo en Manizales que a Aerocafé le faltan estudios. Afirmación que no ha sido controvertida realmente, salvo por una tímida e incoherente misiva que envió  el comité de gremios al vicepresidente Germán Vargas Lleras. Lo que no conocíamos es la frase que Semana pone en boca de Simón Gaviria: » Yo no estoy aquí para caramelearlos, para ganarme una sonrisa entre la dirigencia y después  dejar al pueblo de Caldas con una tristeza por muchos años «. Después de tan desolador paisaje pintado por Semana, solo queda que se busquen soluciones reales y prácticas.  Como por ejemplo, que se dediquen los terrenos de Palestina, una vez afirmados, para que se desarrolle un gran ciudadela con viviendas de inversión social y que de una vez por todas se cierre el aeropuerto de La Nubia y se declare al Aeropuerto de Matecaña como aeropuerto manizaleño. Esta propuesta se la oímos a un indignado dirigente  el  lunes del » puente» de todos los santos, que tenía pasaje por La Nubia para la una de la tarde y salió por Pereira a las diez de la noche. No supimos si lo decía en serio o en broma, pero ahí queda la idea.  Pueda ser que con lo de Semana, que puso algunos puntos sobre las íes, salgamos del oscuro túnel en que estamos metidos durante tantos años con el fallido aeropuerto regional de Palestina.  

Juicio histórico

Estamos en mora de hacer un  juicio histórico a la clase dirigente de Caldas. Abundan los motivos. El robo a Caldas (recuérdese la histórica intervención del ex procurador general Carlos Jiménez Gómez), Aerocafé, la renovación urbana de San José, el cable aéreo a los Yarumos y pare de contar. Tenemos que sentar en el banquillo a Yepes, Luis Guillermo, Juan Manuel Llano y la nueva clase dirigente de Caldas que resultó peor que la anterior. A Barco ya lo debe tener en el lugar adecuado el de Arriba. ¡Qué estamos esperando!

Aspira a la alcaldía

Un lector llamó a la redacción de EJE 21 y observó que doña Adriana Gutiérrez  no aspira a la gobernación de Caldas sino a la alcaldía de Manizales, a propósito de la nota de ayer. Sin embargo, tampoco está descartado que, en un momento dado, la exsenadora cambie de parecer y se incline por donde soplen mejor los vientos. A ella le encanta el poder y mandar. Desde la alcaldía o la gobernación.