16 de octubre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Manejo incorrecto de agroquímicos aumenta los costos de producción

10 de noviembre de 2014
10 de noviembre de 2014

Precisamente en este sentido, María Helena Latorre Castañeda, Directora Ejecutiva de la Cámara Procultivos de la ANDI, precisó que los fertilizantes utilizados en la agricultura colombiana tienen un peso entre 8 al 28% en los costos de producción finales de un cultivo y los plaguicidas entre un 5% y 12%, todo varía o cambia por cultivo y región.

La ejecutiva explicó que en materia de comercialización, para llevar los insumos a la finca, hay diferencias importantes definidas por el cultivo; por ejemplo, en los casos de papa y hortalizas, cuando los agroquímicos llegan a los productores, han pasado por 3 o 4 intermediarios que aumentan su precio final.

Indicó además que los precios de los insumos agrícolas en Colombia se encuentran bajo el régimen de libertad vigilada desde enero de 2006, y los productores e importadores deben reportar mensualmente sus precios al Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural, MADR. Por otra parte, desde marzo de este año los comercializadores reportan también sus precios a la vigilancia del gobierno.

El problema no son los insumos

Dijo que estudios adelantados por algunos gremios como Fedearroz han demostrado que para los productores no resultan tan importantes los costos de los insumos, cuando logran buenos rendimientos de producción, hay compradores y buenos precios de compra, entre otros factores.

“Los problemas del campo colombiano no están en los precios de los insumos, sino en la baja competitividad, la falta de asistencia técnica y la comercialización”, sostuvo el gerente de Fedearroz.

Latorre Castañeda manifestó que si los importadores – productores de agroquímicos se hubieran acogido al incremento de la inflación anual desde el año 2006, en este momento los precios tendrían un valor superior en 25% a los actuales, teniendo en cuenta que en el período transcurrido, la inflación ha sido del 4,17% en promedio, según datos del Dane.

De acuerdo con cifras que maneja Procultivos de la ANDI, los precios nacionales de los fertilizantes se deben ajustar a los internacionales porque más del 90% de ellos son importados. Además, estos son controlados por un Comodity Internacional que manejan sólo 4 o 5 distribuidores en el mundo.

Manejo inadecuado de productos

Por otra parte, la Directora Ejecutiva de la Cámara Procultivos de la ANDI llamó la atención de los productores para que realicen un manejo responsable de los diferentes agroquímicos que utilizan en sus cultivos.

Dijo que el desconocimiento y muchas veces la falta de una aplicación correcta de estos productos –porque no se leen las etiquetas o no se calibran adecuadamente los equipos- hace que se pierda efectividad del producto, se reduzca la productividad de los cultivos y se incrementen los costos de producción.

Es por esta razón que la Cámara Procultivos de la ANDI se ha dado a la tarea de capacitar a líderes agricultores en sus zonas de producción sobre el uso y manipulación de agroquímicos, buscando un control eficiente de las plagas y evitando el daño colateral a otros cultivos, espacios naturales y la contaminación al medio ambiente y procurando el bienestar de los propios productores.

Uno de los aportes de Procultivos a la agricultura nacional es CuidAgro, programa mediante el cual se promueve en todo el país el uso responsable de los productos para la protección de cultivos en alianza con autoridades, distribuidores, comerciantes, transportadores y agricultores.

Se trata de la respuesta al compromiso de la Industria de la Ciencia de los Cultivos con la protección de la salud de los agricultores y del personal que manipula los plaguicidas a lo  largo de la cadena productiva agrícola. Además es un programa dirigido a cumplir el Código Internacional de Conducta para la Distribución y Utilización de Plaguicidas, elaborado por la FAO.

La Cámara Procultivos de la Andi se involucra además con el programa de fertilización agrícola Mentes Fértiles,  que busca capacitar a los productores en el uso adecuado y productivo de fertilizantes, como medio para obtener cultivos sanos, de alta calidad, rentables y que permitan la sostenibilidad.