5 de julio de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Urgen por profesionalización de los conductores de ISTP y Transmilenio

3 de octubre de 2014
3 de octubre de 2014

 

Durante el periodo comprendido entre 29 de septiembre de 2012 hasta septiembre de 2014, se presentaron 3.700 accidentes, cifras que demuestran la inexperiencia de los conductores y la falta de reglamentación de las empresas de transporte en la ciudad.

Para la Concejal Diago, es inexplicable como las empresas transportadoras, pretenden entregar a las calles bogotanas conductores con tan solo 85 horas de capacitación, después de que muchos de ellos tienen años de experiencia en la guerra del centavo, que les dejo la anticultura ciudadana y que hoy reflejan cifras de accidentalidad como estas: 1.240 accidentes de tránsito entre motocicletas y buses del SITP, 129 conductores ebrios, 420 accidentes de tránsito con lesionados y 16 muertos.

Para la Concejal Liliana de Diago “Bogotá necesita medidas urgentes, frente al alarmante crecimiento de accidentalidad causada por parte de los conductores del SITP y de Transmilenio, más cuando la misma empresa en un estudio reconoce que el 96% de la causas de accidentes, se atribuyen a ellos, la ciudad requiere una real profesionalización de los conductores, con más horas de entrenamiento, cultura ciudadana, manejo de público, aplicación del código de tránsito y en general todo lo que se necesite para prestar un mejor servicio público”.

Igualmente la Cabildante reitero la necesidad de contratar monitores de ruta dentro del SITP, pues aún los ciudadanos no conocen las rutas y tampoco pueden hacer las recargas de las tarjetas, pues como se evidencio el pasado mes de septiembre, el colapso en el sistema no permitía realizar la compra o recarga en tiendas y supermercados, por lo cual una buena medida de contingencia hubiese sido, la recarga con los monitores dentro del SITP y en los paraderos.

Durante el debate la Cabildante evidencio cuales eran las faltas que realizan los conductores del SITP y de Transmilenio entre ellas están: Exceso de velocidad, cambio de carril sin indicación, frenar bruscamente, desobedecer señales de tránsito, adelantar cerrando, no mantener distancia de seguridad, cruzar semáforo en rojo, arrancar sin precaución, reverso imprudente, no respetar prelación, transitar entre vehículos, aprovisionamiento indebido, adelantar en zona prohibida, falta de señales en vehículo varado, embriaguez aparente, girar sin indicación.

En el debate también dio a conocer que la empresa TRANSMILENIO S.A, había contratado un estudio, para conocer cuál era la causa de los eventos de accidentalidad, el cual concluyó que el 96% de las causas de los accidentes en el SITP, son imputables al error humano y este análisis, coincidió con un estudio hecho por la Asociación Nacional de transporte vial y autoridades de tráfico en Australia, en donde se determinó que de ese 96% imputable al error humano como causa en los accidentes, en un 53% los eventos fueron causados por actos inseguros de terceros, y en un 43% fueron eventos en los cuales, si bien el operador del bus no necesariamente fue 100% responsable, sí pudo ejecutar alguna acción tendiente a evitar o minimizar el impacto del accidente.