19 de octubre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Jefe de oficina de cobro del Norte del Valle cayó en Pereira

31 de octubre de 2014
31 de octubre de 2014

 

Camuflado entre habitantes del residencial barrio Corales estaba viviendo Alexánder Toro López, quien ejercía -según información de la Policía,- como líder de una organización delincuencial que operaba en varios municipios del norte del Valle del Cauca y del Eje Cafetero, cuya captura se produjo el domingo a cargo de agentes del CTI de la Fiscalía y la Sijín, simultánea con otras 24 personas.

El supuesto cabecilla de la banda Alex Toro recibió medida de aseguramiento intramural de parte de un Juez Penal Municipal de Garantías en Buga, Valle del Cauca, por los delitos de concierto para delinquir, homicidio, tentativa de homicidio y porte ilegal de armas.

Al momento de su captura, le fue incautada una pistola, un revólver, 3 celulares e inmovilizado un vehículo automotor.

En el mismo barrio Corales, fue capturado Diego Mauricio Cifuentes alias Diego, quien está sindicado de ser uno de los sicarios pertenecientes a esa organización criminal y en el barrio Guadalcanal, en medio de estrictas medidas de seguridad, se produjo igualmente la captura de José Sebastián Benítez, alias Arbey o ‘el pastuso’, quien era el segundo al mando de la organización y socio de Alex.

A este último le fueon incautados un revólver con 26 cartuchos, 4 teléfonos celulares, varios equipos de comunicación e inmovilizado un automóvil.

De Toro se conoce que fue integrante de ‘los Rastrojos’ y que estaría expandiendo su negocio de microtráfico en Pereira, donde fue detenido, y Montenegro, Quindío. Entre los detenidos hay cuatro menores de edad, señalados de vender estupefacientes y de homicidios.

La Fiscalía los investiga por su participación en por lo menos siete asesinatos y cinco tentativas de homicidio, ocurridos entre el 2012 y el 2014.

Se conoció que entre las personas privadas de la libertad en la operación desarrollada el domingo último, también se encontraban cuatro menores que pasaron bajo protección de Bienestar Familiar.

Introducir droga para la venta por kilogramos en la zona del Eje Cafetero, se había convertido en su más reciente misión.

Para lograrlo, ya habían hecho contacto con las redes del microtráfico para proveerlas del estupefaciente requerido.

Publicada por REDACCION JUDICIAL
LA TARDE