2 de marzo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Reformas tributarias, tortura china para los atribulados contribuyentes colombianos (I)

30 de septiembre de 2014

ferney pazAnte la anunciada reforma tributaria por parte del Gobierno Santos II, a través de su ministro de Hacienda, que seguramente golpeará a la clase trabajadora, media e independientes del país, he querido hacer un ejercicio académico sobre el tema,  que quiero compartir  con los lectores de este portal , para  denotar  la existencia de otros medios  para  obtener los recursos  presupuestales faltantes , sin necesidad de acudir  a la imposición tributaria, con unos antecedentes  históricos que  guardan especial  similitud con el momento presente , así :
Entre el siglo XVI y el XVIII, los reyes españoles, luego del desastre de la Armada Invencible en aguas británicas, continuaron empeñados en  sostener el boato de su corte, la Guerra de Flandes, el actuar de los  tercios españoles en toda Europa, en gestar o participar en otras muchas guerras, en derrochar, así como en favorecer y sostener a los innumerables nobles y burócratas, principalmente de Castilla, que abominaban del trabajo.

Tanto malbaratar los recursos de la hacienda real, se tradujo en que ningún ingreso les era suficiente, ni siquiera el acopio de los ingentes tesoros que le llegaban a la España, consistentes en toneladas  del oro y de la plata que la saqueada América había acumulado durante milenios, o de la producción de esos minerales que  se siguió extrayendo por indios o esclavos en minas como la de Potosí.

Como efecto de sus aventuras políticas y militares, ante tantas promesas para cumplir, ante las ostentaciones,  ante la creciente inutilidad de la burocracia,  ante el barril sin fondo de las arcas reales, los reyes acudieron a los que se denominaron arbitristas,  quienes fueron definidos por OLMEIRO PENIDO como “ aquellos ministros de perniciosas novedades, inventores de quimeras, hombres de poco seso, que pasaban su vida dando trazas de sacar dinero consumiendo la sustancia de los reinos y justamente aborrecidos».

A la Nueva Granada nos llegaría en el Siglo XVIII, el arbitrista Juan Francisco Gutiérrez de Piñeres, quien en la búsqueda de ingresos fiscales para la corona llevó hasta la desesperación a los granadinos, al resucitar el antiguo impuesto de la Armada de Barlovento o impuesto a las ventas, lo cual provocó la rebelión de los Comuneros iniciada el día 16 de marzo de 1781, cuando nuestra valiente heroína, Manuela Beltrán, rompió el edicto del Ayuntamiento de El Socorro, por el cual se fijaban los nuevos tributos.

Es fácil encontrar similitud entre aquellos tiempos del derroche de la hacienda colonial y el momento actual,  en donde el gobierno pareciera  convertirse en un alcabalero mayor, con la anuencia  de un Congreso  que legisla a espaldas del pueblo, a quien traiciona  después de obtener el favor popular.
En este 2014, el arbitrista Ministro de hacienda, el de DRAGACOL,  en donde la justicia miró hacia otro lado, en uno de los casos más sonados de corrupción estatal y de detrimento patrimonial y sin rubor alguno alistándose como precandidato de los amigos azules para el 2018, propone cuando menos una  reforma tributaria anual, para acrecentar las arcas de uno de los Estados que tiene establecidos  mayores y más altos tributos en el mundo, tales, entre los pocos que recuerdo para  refrescar la memoria del gobierno,  parlamentarios, ciudadanos contribuyentes, los siguientes:

Impuesto sobre la renta y complementarios, con una de las tarifas más altas del orbe – 25% teórico, porque debe sumársele el 9% del Cree, lo cual en la realidad da un 34%, impuesto al valor agregado (iva) con tasa del 16 % – compárese con Japón, Canadá, Taiwan: 5 % Panamá: 7 %, nuestros vecinos: Ecuador y Venezuela: 12 % -; proyectándose elevarlo al 18 %, retención en la fuente;  derechos de aduana, de comercio exterior, sanciones cambiarias, IMÁN : Impuesto Mínimo Alternativo Nacional creado para empleados, trabajadores por cuenta propia y rentistas de capital; IMAS: Impuesto Mínimo Alternativo Simple, creado para los  empleados que obtengan ingresos brutos inferiores a 9.200 UVT; impuesto sobre la Renta para la Equidad CREE – otro 9 % -;  impuesto de industria y comercio ( ICA); impuesto sobre ganancias ocasionales con tarifa del 10% sobre cualquier valor.
Y qué no decir del  impuesto de patrimonio calificado por la doctrina y especialistas como anti técnico, ya que grava la renta ahorrada o capitalizada del contribuyente, eliminado en la mayoría de las legislaciones fiscales del mundo, por razones de justica fiscal al desestimular la inversión,  el ahorro y la capitalización de las empresas , Impuesto de remesas; gravamen a los movimientos financieros – GMF – convertido por el gobierno en el cajero automático ya que todos los días les genera ingreso real en efectivo, impuesto a ganadores de loterías; impuesto a loterías foráneas; impuesto al consumo de cervezas, sifones y refajos; impuesto al consumo de licores, vinos, aperitivos y similares; impuesto al consumo de cigarrillos; impuesto de degüello de ganado mayor; impuesto de registro; impuesto sobre vehículos automotores en un ciento por ciento , a pesar de no poderse usar durante varias semanas al año por el denominado pico y placa, impuesto de avisos y tableros; impuesto predial;( desorbitado en la mayoría de los casos),  Impuesto Nacional a la Gasolina y al ACPM – INGA, más la sobretasa a la gasolina, el plan de continuidad, la tarifa de marcación  que hacen que la gasolina y el ACPM en Colombia sean unos de las más caros del mundo, en especial tratándose de un país productor – compárese el precio por LITRO: Colombia : U.S. 1.28, frente a ESTADOS UNIDOS: 0.93; RUSIA: 0.91;  ECUADOR: 0.58; VENEZUELA: O.O1.

En la enumeración dejo por fuera  los valores de los peajes que están entre los más caros del mundo; y no se ve reflejado  en el mantenimiento de las  carreteras, así como los cientos de estampillas pro-cualquier entidad; las tasas a que están sometidos los colombianos; y dejo de hacer la comparación de los altísimos valores que deben pagarse en Colombia por los servicios públicos tales como el agua, el teléfono, la luz, pasajes aéreos, o el uso de aeropuertos, etc..

Tampoco relaciono lo que el asalariado o en especial el profesional independiente en Colombia, debe hacer por contribuciones parafiscales, V.gr.: para salud del 12% y por pensión del 16%, sobre sus ingresos reales o efectivamente percibidos, todo lo cual muda al asalariado o al profesional independiente de clase media, a un nuevo  esclavo, llegándose a la proletarización de  las mismas.

Súmesele a ello,  galimatías de la ley, los bandazos de las resoluciones de la DIAN, que hacen que el contribuyente requiera pagar asesores y dedicar gran parte de su tiempo a recoger los documentos y a atender las declaraciones tributarias, con la potencialidad de cometer errores que lo harán acreedor a exorbitantes sanciones, para encontrar a un ciudadano aturdido y anonadado, bajo la nueva encomienda tributaria que ha generado esta república, si se quiere más gravosa que aquella que se padeció en la colonia.

Que existan pocos colombianos que pagan correctamente todos estos tributos, o si el recaudo final es bajo, por razones de evasión , elusión y beneficios tributarios en el gobierno de los ocho años para  los sectores pudientes son otros asuntos, que pueden deberse más a la ineficiencia de la DIAN, que dicho sea de paso se convierte muchas veces en el primer cedazo donde se envolatan desde la fuente los recaudos, tal como en el momento se debate como derivado de los miles de millones involucrados en las fraudulentas devoluciones de IVA, donde los principales autores de tales ilícitos son los propios empleados de la DIAN, a la espera de las decisiones judiciales, si es que se dan.
. Sirva como ejemplo de los montos de la evasión, la información suministrada por el Diario EL TIEMPO, edición de 24 de septiembre de 2014, que cuantifica en U:S. 7.000 millones el impacto del contrabando y en 3.3. Billones de pesos lo que pierde el país solamente por el contrabando abierto y la subfacturación. Estos montos por si solos equivalen a más de  dos reformas tributarias.

El propósito de nuestros actuales arbitristas parece ser el de acrecer los fondos para la mermelada, los cupos indicativos para la clase parlamentaria ampliamente defendidos por el presidente SANTOS, los gastos innecesarios para la burocracia inútil, para la corrupción, pagos de asesores nacionales e internacionales, ( Tony Blair no lo hace por el amor a Colombia ),el excesivo presupuesto para la protección de funcionarios y ex funcionarios utilizados en labores diferentes inclusive domésticas, una frondosa nómina  burocrática innecesaria  para pagar favores de campaña, nóminas paralelas en las entidades oficiales, y organismos de control, parque automotor para  funcionarios de  tercer y cuarto orden, desplazamientos al exterior  con viáticos diarios en dólares o euros , cuando se pueden utilizar  los medios  de la tecnología  o los embajadores respectivos, pero se persiste en gravar cada vez más a la clase trabajadora, a los profesionales independientes y a los industriales  del país, o a quienes crean riqueza y generan valor patrio.
Se impone una mayor eficiencia incluso para administrar los tributos actuales y una necesaria revisión de los gastos que podrían racionalizarse y hacerse más transparentes, palabra  desconocida en  algunas esferas oficiales.

En  próximo artículo sobre el tema trataré de comunicar la estupefacción y anonadamiento que se siente  respecto al anuncio de una nueva reforma tributaria, en el mismo momento en que el contribuyente está agobiado y perplejo ante la tortura china que representa la obligación de  presentar la declaración de renta intentando conformarla a los parámetros de la confiscatoria y enredada reforma que se está estrenando  y que no pasó de ser por parte del ejecutivo en una simple retórica populista de mercado.

Somos conscientes de la necesidad del equilibrio fiscal, pero ante la sospechosa complicidad del Congreso de Colombia, para aprobar cuanta reforma fiscal y cuanto impuesto  le presenta el gobierno:

¿ No habrá llegado el momento para que a través de los medios de comunicación, de las redes sociales, de las aplicaciones inteligentes se promueva una campaña consistente en que de manera participativa los colombianos enviemos las referencias de gastos estrafalarios o innecesarios del Estado, de los entes de control , de los departamentos y de los municipios ,para demostrar con ese acervo de información que lo que se requiere es probidad, transparencia y  austeridad fiscal y no imponerle a ese agobiado ciudadano  más  contribuciones?

¿NO HABRÁ  LLEGADO EL MOMENTO DE DECIR, NO MÁS REFORMAS TRIBUTARIAS HASTA TANTO NO SE CICATRICEN LAS VENAS DEL DERROCHE Y DE LA CORRUPCIÓN?

Adenda: No se requiere ser  Nostradamus para entender que la iniciativa del voto obligatorio no es más que la estratagema  para  tratar de garantizar la votación requerida para la aprobación  de los acuerdos de paz, a través de la figura constitucional del referendo, con un agravante: Se incrementará la compra de votos  por aumento del cociente electoral
La verdad, y no artilugios de ser un voto “pedagógico. ¿O no  senador Serpa?  

Bogotá, Septiembre 30 2014

Columnas del autor

*La mala hora de Manizales
*Equilibrio de poderes o más poderes para el Congreso de la República
*¿Monarca o jefe de un partido político?
*Reformar lo que haya que reformar: Santos II
*Cierto es: acercar la justicia a la gente del común. Pero ¿cuándo?
*La ampliación del período presidencial. Se justifica?
*Vuelve y juega. La ampliación de los períodos
*Lo social de derecho. ¿Se aplica?
*El Congreso frente a la sociedad civil
*Derrotar la corrupción: tarea del próximo mandato
*Cuidado con el unanimismo
*La calentura no está en las sábanas, si no en la fiebre del enfermo
*Las otroras ideas liberales
*La puerta giratoria. Vicio para extirpar
*Paz: que el pueblo decida
*¿Justicia Ideologizada?
*El narcotráfico. Fin de un flagelo?
*Avatares de una reelección
*Restauración moral sí. Restauración ética sí.
*Preguntas para los candidatos presidenciales.
*Rescatar la seguridad jurídica
*El derrumbe de la Licorera de Caldas. ¿Quénes responden?
*Un país que ha llegado al estado de anomia
*El 9 de abril: fecha imposible de olvidar
*La mala hora de Buenaventura
*La institucionalidad frente al caso Petro
*La ética en la política: la gran derrotada
*Renovación o la misma harina en diferente costal
*El manoseo de la Constitución Política
*Nubarrones para la pensión de jubilación…
*La inseguridad ciudadana
*El período y forma de elección de los magistrados
*El abstencionismo
*Las trampas electorales.
*El transfuguismo o estafa política
*Justicia: ¿La tenemos?
*Que no se repita la historia
*El tape, tape, tape
*Una confusa exposición de motivos
*La convención liberal frente a la justicia
*Estado, violencia y polarización
*Reforma judicial sí, pero estructural
*¿Quién le pone el cascabel al gato?
*Las listas cerradas VS listas con voto preferente
*Los costos electorales, exorbitantes y ostentosos
*La reelección
*Régimen disciplinario de los partidos
*Indiferencia electoral o ausencia de cultura política
*El control fiscal. Reforma al sistema de postulación
**El referendo. Ventajas y desventajas
*Natalicio del ex presidente López Michelsen. Homenaje liberal
*Adhesiones que incomodan.
*Equilibrio salarial o bonificación preelectoral
*La protesta social.
*Caldas y su elección atípica
*Venimos del ayer y vamos recorriendo un camino
*
La justicia como ideal o la justicia del miedo.
*Como eran amigos de Rolando…
*Hermandad sí, pero sin amenazas
*
Eficiencia judicial vs turismo internacional.
*Inicio de la campaña presidencial
*
Política de consenso y de convivencia para Caldas.
*Sevilla: la del Valle
*La cooptación restringida.
*
El voto y un catálogo de necesidades sociales.
*La igualdad ante la ley. La detención intramural

*Aspirantes a granel. Y los programas?

*9 de abril: magnicidio de Gaitán.
*Las paradojas de la actividad financiera.
*Marcha por la paz y la debida justicia
*Relación periodismo-justicia.
*Colpensiones: una ofensa a la seguridad social
*
Blindar el voto
*Aerocafé: con la cruz a cuestas
*La edad de retiro forzoso en la rama judicial
*Esfuerzo presupuestal del Estado VS eficiencia judicial
*La circunscripción nacional para Senado en Colombia
*
La mal llamada reforma tributaria.
*En la búsqueda de un año promisorio.
*
Reflexiones de fin de año.
*Los cacos de «Interbolsa»

*El desplome de Interbolsa.
*¿Qué hacer para que los fallos judiciales se profieran a tiempo?
*
Recuperar la confianza pública
*Por un Caldas diferente
*Una causa justa
*El adiós a un gran señor
*Estado de Derecho o Estado Rodín
*La verdadera labor del político
*Preguntas que requieren respuestas
*Política social e intercambio humanitario
*¿Cuál democracia?
*Solo la verdad en la búsqueda de la paz
*Por el decoro y dignidad profesional del abogado
*La crisis del Estado e indiferencia ciudadana
*Se agitan tesis de revocatoria
*Reforma a la justicia: un compromiso institucional
*Santos y de la Calle, los ases para la paz
*La libre expresión y la paz como política de Estado
*A propósito de un fallo judicial