5 de diciembre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Triángulo de Oro, corredor clave para economía nacional

15 de julio de 2014
15 de julio de 2014

magdalena

Gonzalo Duque Escobar, investigador de la U.N. que hizo parte del equipo de trabajo de la Fundación Igala, de la Universidad de Caldas, propuso recuperar la navegabilidad por el río Magdalena, dado su impacto para el Triángulo Económico de Colombia, donde habita el 56 % de la población y se genera el 76 % del producto interno bruto (PIB) de la nación.

“Entre La Dorada y el Caribe, el río se convierte en la mejor alternativa, ya que el medio fluvial reduce seis veces los fletes del transporte de carga, en relación con el modo carretero, y de tres a cuatro en relación con el ferrocarril. Asimismo, los costos del transporte de mercancías entre el Atlántico y Bogotá se reducirían un 40 %”, explica el ingeniero civil.

Solución de mayor alcance
gonzalo duque
Es de anotar que en el Eje Cafetero, el Gobierno desarrolla estrategias para avanzar en crecimiento comercial y competitividad nacional, como una alternativa para superar un retraso de 40 años en infraestructura vial.

Al no existir un sistema de transporte óptimo en la región, se impide el acceso a los mercados internos y externos que retrasan la economía.

Para encontrar una salida rápida y efectiva al problema se han realizado varios estudios en Ingeniería Civil, Geotecnia, Geografía, Geología y demás profesiones afines. Sin embargo, en muchas ocasiones solo se ha aplicado inversión en soluciones momentáneas; hasta ahora sucede que el Gobierno propone una solución de mayor alcance.

El Triángulo Económico de Colombia es un territorio delimitado por las tres principales ciudades del país:Bogotá, Medellín y Cali, ocupa el 10 % del territorio nacional, posee el 76 % de la producción manufacturera, el 72 % de la industria de la construcción, el 75 % en comercio, 73 % del sector de servicios y 77 % del café. Asimismo, cuenta con el 69 % de la capacidad instalada de la red eléctrica y el 60 % de la población es económicamente activa.

Nueva transversal cafetera

El profesor Duque (foto) propone, a partir del estudio de navegabilidad por el río Magdalena, la construcción de la nueva transversal cafetera (vía alterna a la vía Manizales – Mariquita), la cual sería complementaria y similar a La Línea. Esta iniciativa permitirá integrar la región con la capital y la ruta del Magdalena de forma rápida y eficiente.

“Entre las alternativas propuestas por el Instituto Nacional de Vías (Invías), se encuentra la construcción de la vía del Norte, que sale de Perico, en La Dorada, transita a 70 km/h por el margen del Guarinó, cruza a 2.800 msnm (metros sobre el nivel del mar) la cordillera y llega al km 41, vecino a Irra. Esta ruta y la doble calzada Pereira–La Virginia buscará la Autopista de la Montaña, que pasará por La Tesalia, aislando a Manizales, tal cual ocurrió con la apertura del trayecto Irra en la década de los años 60 y ahora con el desplazamiento de la Troncal de Occidente entre Irra y La Virginia”, aseguró el docente.

De igual forma, asegura que existen dos alternativas más que salen desde Mariquita, tramos de 50 y 60 km/h. Una de estas, la del Sur, avanza por Palocabildo, aísla al Fresno dificultando la fragmentación económica del proyecto y cruza los granitos estables de la cordillera a 2700 msnm para entrar a la zona industrial de Manizales.

La segunda opción es por el Centro, que transitaría por Fresno para cruzar la cordillera a 2700 msnm por el norte de Cerro Bravo, bajar por el Guacaica, aislando parcialmente a Manizales, cae a La Trinidad y se empalma con la vía a Chinchiná.

Sin embargo, para el experto en Geotecnia y Geofísica, las tres alternativas del Invías, aunque son opciones importantes para una ruta de segundo orden, no impactan al Triángulo Económico de Colombia.

La propuesta de Duque Escobar es combinar la segunda y tercera alternativas (que pasan por Manizales y Fresno), para integrar sus beneficios y permitir la fragmentación económica del proyecto de importancia, para lograr una alianza público-privada.

“De optar por una vía rápida, es decir de 80 km/h, con el Túnel Cumanday de 24 km y el Túnel Cocoló de 6 km, la vía Pereira-Bogotá por la Transversal Cafetera resultaría 50 km más corta que transitando por el Túnel de La Línea y reduciría los costos del transporte en un 20 %”, explicó el docente.

(Por:Fin/FLPV/MLA)
U Nacional de Manizales