2 de diciembre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Once proyectos para modificar la Constitución han sido radicados en el Senado

29 de julio de 2014
29 de julio de 2014

 

El senador del partido de la U Jimmy Chamorro presentó cuatro iniciativas relacionadas son el de consagrar el derecho al voto como un acto obligatorio, ampliar el periodo presidencial a seis años, eliminar la reelección y exigir una votación que supere las tres cuartas partes de los miembros de cada Cámara cuando se pretenda reformar la Constitución Política en lo que respecta a estos temas.

Así mismo consagrar que el segundo periodo legislativo de las sesiones ordinarias del Congreso no comience el 16 de marzo sino el 20 de enero de cada año, y finalmente que se prohíba igualmente la reelección del Contralor General de la República, el Procurador General de la Nación y el Defensor del Pueblo.

Por su parte el senador conservador Eduardo Enríquez Maya, radicó dos iniciativas, la primera en donde el Presidente de la República será elegido para un período de cinco años, sin derecho a reelección, y el segundo que modifica la integración del Senado y Cámara de Representantes, donde el candidato que siguió en votos de las elecciones de Presidente, Vicepresidente, Gobernadores y alcaldes municipales tengan asiento en los cuerpos colegiados.

El senador boyacense Jorge Hernando Pedraza del Partido Conservador presentó un proyecto que busca establecer el acceso a banda ancha en internet como derecho fundamental, al igual que las demás iniciativas serán tramitadas por la Comisión Primera Constitucional.

Los senadores del partido Centro Democrático pusieron a consideración del Congreso dos iniciativas; la primera pretende crear un Tribunal Nacional pro tempore para la Fuerza Pública, «que sesionará durante doce años y tendrá como función principal revisar, en única instancia, las sentencias condenatorias proferidas por los tribunales ordinarios contra los miembros de la Fuerza Pública, por eventuales delitos cometidos en servicio activo y con ocasión del mismo, a partir del 1 de Enero de 1.980» .

El segundo proyecto busca que los delitos cometidos por los miembros de la Fuerza Pública en servicio activo, y en relación con el mismo servicio, sean conocidos por unas cortes marciales o tribunales militares, que estarán integrados por miembros de la Fuerza Pública en servicio activo o en retiro.

Y finalmente a la fecha, el último proyecto radicado es el presentado por el senador Mauricio Lizcano en compañía de varios senadores del partido de la U que busca que el partido que tenga curules pertenecientes a personas que se encuentren inmersas en investigaciones penales por delitos contra los mecanismos de participación democrática o contra la administración pública y que se les haya dictado medida de aseguramiento, pierdan su curul definitivamente, así mismo el partido que haya otorgado aval al implicado perderá su derecho a presentar candidato para la respectiva curul en las próximas elecciones.