23 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Desarticulada banda delincuencial ‘Los Patos’

10 de mayo de 2014
10 de mayo de 2014

Los capturados son: alias ‘Macua’, oriundo de Alcalá, Valle. Jefe de sicarios de la banda, este ya ha pagado sentencia por el delito de tráfico, porte, fabricación de estupefacientes ; de igual manera alias ‘Chamizo’, encargado de finanzas y rutas de tráfico de estupefacientes en el área rural de Alcalá y Ulloa, Valle.

Entre los capturados también se encuentra, alias ‘Mocho’ jefe de extorsión y encargado de cobrar los ‘gota a gota’. El actuar delincuencial de estos sujetos se basaba en la visita continua de fincas, sitios de expendio y asesinatos selectivos, fomentando así violencia e inseguridad en los municipios.

Con estas capturas se da fin al actuar delictivo de la banda delincuencial, gracias a un trabajo donde participaron diferentes entes de seguridad como Fisacalía, GAULA Valle, CTI Valle, SIJÍN, GAULA CTI y tropas del Ejército Nacional.

Este trabajo de inteligencia militar y seguimiento inició el 6 de mayo del 2013 con la captura de sus 3 cabecillas, alias ‘volumen’, ‘piolín’ y ‘sheifer’. La cabeza de estas actividades delincuenciales es el sujeto alias «FERCHO», quien es el encargado de realizar las coordinaciones sobre el transporte y abastecimiento de pasta base de coca.

La droga provenía del municipio de Cartago, hacia el municipio de Alcalá departamento del Valle del Cauca, con el fin de ser repartida a los pequeños distribuidores de los municipios de Alcalá, Ulloa y Quimbaya.

El cuarto sujeto capturado responde al alias de ‘Pimpano’ que al momento de ser verificados sus antecedentes en uno de los allanamientos, presentaba orden de captura. Vale la pena recabar que hace menos de un mes se dio captura en Puerto Gaitán, Meta, al sujeto que responde al alias de ‘Gorila’ segundo al mando de la organización delincuencial.

Igualmente el comando de La Octava Brigada y del Batallón de Ingenieros No. 8 ‘Francisco Javier Cisneros’ invitó a los habitantes del departamento del Quindío y los dos municipios del Norte del Valle, Alcalá y Ulloa, a que denuncien cualquier tipo de actos que amenazan y violentan la tranquilidad de su región.