6 de mayo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

El aumento en el costo del gas propano afecta el bolsillo de los colombianos más pobres

7 de marzo de 2014
7 de marzo de 2014

 

La gran mayoría de ellos hacen parte de la población más vulnerable en términos socioeconómicos quienes han encontrado en el gas propano una opción segura, económica y flexible para suplir sus necesidades energéticas.

Este aumento en los costos se debe principalmente a dos razones.

En primer lugar, al aumento en los precios internacionales del propano y el butano a causa del crecimiento de demanda en el segundo semestre de 2013, en razón al fuerte invierno que azota a Norteamérica y Europa.

En segundo lugar, a la devaluación que tuvo el peso con respecto al dólar durante el 2013, a razón de un 1% promedio mensual, y la cual en, los dos primeros meses del 2014, aumentó a un 4%

Ecopetrol usa éstas dos variables para definir los precios con los cuales vende el gas propano con destino al usuario final, lo cual refleja este mayor costo del propano en el mercado internacional.

Aun así, este problema que afecta a un 25% de los colombianos, lleva a la necesidad de plantear que el país debe desarrollar vigorosamente las fuentes ya existentes de gas propano en el país y, de paso, reflejar en los precios de venta al distribuidor y al usuario que compra gas propano, la situación actual de depósitos con excedentes importantes de propano, los cuales son ya una realidad en Colombia. No debe dejarse de lado que aumentos continuos del precio a los usuarios más pobres del gas propano, estimula y promueve la ilegalidad y las mafias que venden propano ilegal a menores precios.

Una política de las autoridades en tal sentido representaría un estímulo al uso del gas propano, no sólo entre los consumidores residenciales sino también en otros múltiples usos alternativos del Propano en la locomoción (autogas y nautigas), industria, generación, agroindustria y comercio. Consolidar el propano como una fuente alternativa de energía es un debate público necesario frente al futuro energético del país.

En este contexto, GASNOVA da cuenta de la labor del actual Ministro de Minas y Energía, quien ha reconocido al gas propano como uno de los subsectores con mayor proyección para el futuro en Colombia, lo cual se debe replicar en las diferentes entidades del Estado, incluyendo Ecopetrol.

Así cuando se tomen medidas para disminuir el efecto en el costo para los usuarios de los diferentes combustibles e hidrocarburos, se tenga en cuenta al gas propano como un combustible alternativo barato, de gran flexibilidad y con excelentes características de seguridad, alta potencia, poder calorífico y características óptimas de movilidad.

Colombia debe garantizar una canasta energética diversificada, donde cada usuario pueda elegir libremente la fuente de energía que se acomode mejor a sus necesidades. Y el gas propano es una opción excelente.