21 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

El abstencionismo

4 de febrero de 2014

ferneyEn  esta època de campaña electoral se escuchan frases de ciudadanos como las de, “no creo en los políticos“, “estoy hastiado de la corrupción “, los políticos prometen y prometen y no cumplen nada“, “ solo me entero de las elecciones  por las noticias “,”los mismos con las mismas”.

El llamado abstencionismo   puede tener su origen en el rechazo a las políticas gubernamentales, a un sistema electoral que no ofrece garantías, (se informa de una ex registradora de Manizales investigada por presunto fraude electoral),  a la falta de propuestas serias y de contenido social por parte de los partidos o de los candidatos,  como protesta por la situación social, económica  y política de la Nación, o la más  significativa un conformismo con el status quo.

Es indudable que esa conducta  ciudadana de ser indiferente  a los procesos  eleccionarios  tiene incidencia  sobre la suerte del país,  al permitir  que con su negatividad una franja minoritaria defina el futuro de la Nación, alcanzando  las corporaciones públicas, con los resultados  ampliamente conocidos por   la opinión ciudadana.

De acuerdo a  estudios académicos sobre el tema, se ha demostrado que los  habitantes de los estratos 4, 5, y 6, son los que menos votan, pero paradójicamente son los que al día  siguiente de las elecciones inician el cabildeo para usufructuar las mieles del poder,  buscando  ser vinculados a la nómina estatal o participando en la contratación pública.

Lo cierto es que  en una elección  se  ventilan  diferentes factores que van desde el apoyo al gobierno de turno, a la oposición, una conducta abstencionista, o una posición temporal de indecisión, sin desconocer  la presencia de un descontento  permanente, pero que a la hora de  manifestarse en las urnas no se ve reflejado, lo que debe generar serios interrogantes de lo que realmente está pasando en la sociedad colombiana.

Se debe crear conciencia de la necesidad de participar en los certámenes electorales, si es que deseamos cambios  en las políticas de gobierno,  y  se pueda con autoridad formular las críticas y cuestionamientos al gobernante de  turno o a la representación popular.

Pero esas alternativas de disenso solo lo da el voto, en sus diferentes  modalidades, bien  a favor de un candidato o de una lista cerrada o el voto en blanco, como  una expresión política de disconformidad  que produce efectos políticos, por cuanto de acuerdo con la legislación vigente y jurisprudencias de la Corte constitucional,(  ver  Sentencia C490 de 2011- que declaró la exequibilidad de la ley 1475  de la reforma política), si el voto en blanco constituye mayoría, deberá repetirse por una sola vez la votación para elegir miembros de una Corporación pública, gobernador o alcalde, con  el efecto jurídico político  que en las elecciones unipersonales no podrán presentarse los mismos candidatos, situación que opera para la primera vuelta de la elección presidencial.

He ahí una alternativa para canalizar el descontento  social y rechazo a un mal sistema de gobierno o la oportunidad de sanear  el ejercicio partidista de  tanto  dirigente de dudoso cuño, fomentando una democracia incluyente con la aparición en el escenario de nuevas figuras  en la dirigencia nacional y regional.

Los resultados de las próximas elecciones servirán de termómetro para  que los estudiosos del tema, nos indiquen si estamos frente a un problema  netamente político o de carácter social. Por lo pronto seguirá vigente el dicho: “Si usted no vota, no cuenta “.

ADENDA: OTRA VEZ LA JUSTICIA .No hay semana en donde  no se aluda a cuestionamientos al funcionamiento   de la rama judicial en su aspecto penal, excarcelaciones al parecer mal concedidas, otorgamiento de  arresto domiciliario a  sindicados de  máxima peligrosidad,  fuga de presos con la connivencia de funcionarios estatales, que  hace  pensar que algo está pasando en la estructura jurisdiccional y debe merecer la mayor atención de las corporaciones superiores.

El panorama gris que se plantea no escapa a las otras jurisdicciones en donde el usuario debe soportar con paciencia la definición de  sus pretensiones , en donde impera la transgresión de los términos legales, indebida interpretación de  las normas jurídicas, desconocimiento de la jurisprudencia nacional vigente, evidentes errores jurisdiccionales, que originan  declaraciones de prensa de los nuevos dignatarios de las altas Cortes en donde aluden a la  crisis de la justicia y  exponen  posibles soluciones que no aplican al interior de sus propias  instituciones, dejándose  llevar por la sonoridad del micrófono y el brillo de las cámaras de televisión .

Seguramente en esta campaña presidencial  se abordará el tema de la reforma a la justicia, esa misma que prohijó el candidato presidente  en donde  se  pasó de consensuada a negociada,  generando una reacción  colectiva  por  lo que allí se  pactaba, reforma que anuncia el señor Ministro de justicia en reportaje concedido a un diario nacional el pasado domingo.

Quisiéramos conocer que se plantea en materia de seguridad jurídica, para recobrar la confianza ciudadana,   como tener una justicia funcional , con una mayor operatividad, que se está diseñando para frenar la corrupción en el funcionamiento del aparato judicial, como dignificamos  el ejercicio judicial modificando la forma de acceder a las altas corporaciones estableciendo concursos públicos y abiertos ante el fracaso del actual sistema, independiente  de la edad de ingreso  y retiro, con un ejercicio centrado en los temas procesales, sin injerencia alguna en aspectos electorales.

De igual manera, como será la reestructuración de la Sala administrativa del Consejo Superior de la judicatura, y la de su par la jurisdiccional disciplinaria que tantos  dolores de cabeza le ha causado a la institucionalidad con  la facultad del conocimiento de tutelas, un acceso a la justicia sin barreras como el arancel judicial, parafiscalidad  defendida por el ministro,( la justicia como servicio público debe ser garantizada con recursos del presupuesto nacional ), un seguimiento riguroso con consecuencias en la carrera judicial al factor eficiencia y control de rendimiento de los funcionarios, y muchas otros interrogantes que expondremos a futuro, relacionados con la pregunta  que a diario se formulan los usuarios de la justicia y que debe  ser el objetivo primordial de cualquier reforma:.? Que hacer para que los fallos judiciales se profieran a tiempo?

Reforma que se discuta,  debe estar dirigida en beneficio del ciudadano como usuario de la justicia, dejando  a un lado las soluciones coyunturales como la de establecer estímulos económicos para  la descongestión, idea que se plasmó en el pasado, constituyendo un  ingrediente pernicioso para el  desarrollo de la actividad jurisdiccional.

Bogotá, Febrero 4 de 2014.

Columnas del autor

*Las trampas electorales.
*El transfuguismo o estafa política
*Justicia: ¿La tenemos?
*Que no se repita la historia
*El tape, tape, tape
*Una confusa exposición de motivos
*La convención liberal frente a la justicia
*Estado, violencia y polarización
*Reforma judicial sí, pero estructural
*¿Quién le pone el cascabel al gato?
*Las listas cerradas VS listas con voto preferente
*Los costos electorales, exorbitantes y ostentosos
*La reelección
*Régimen disciplinario de los partidos
*Indiferencia electoral o ausencia de cultura política
*El control fiscal. Reforma al sistema de postulación
**El referendo. Ventajas y desventajas
*Natalicio del ex presidente López Michelsen. Homenaje liberal
*Adhesiones que incomodan.
*Equilibrio salarial o bonificación preelectoral
*La protesta social.
*Caldas y su elección atípica
*Venimos del ayer y vamos recorriendo un camino
*
La justicia como ideal o la justicia del miedo.
*Como eran amigos de Rolando…
*Hermandad sí, pero sin amenazas
*
Eficiencia judicial vs turismo internacional.
*Inicio de la campaña presidencial
*
Política de consenso y de convivencia para Caldas.
*Sevilla: la del Valle
*La cooptación restringida.
*
El voto y un catálogo de necesidades sociales.
*La igualdad ante la ley. La detención intramural

*Aspirantes a granel. Y los programas?

*9 de abril: magnicidio de Gaitán.
*Las paradojas de la actividad financiera.
*Marcha por la paz y la debida justicia
*Relación periodismo-justicia.
*Colpensiones: una ofensa a la seguridad social
*
Blindar el voto
*Aerocafé: con la cruz a cuestas
*La edad de retiro forzoso en la rama judicial
*Esfuerzo presupuestal del Estado VS eficiencia judicial
*La circunscripción nacional para Senado en Colombia
*
La mal llamada reforma tributaria.
*En la búsqueda de un año promisorio.
*
Reflexiones de fin de año.
*Los cacos de «Interbolsa»

*El desplome de Interbolsa.
*¿Qué hacer para que los fallos judiciales se profieran a tiempo?
*
Recuperar la confianza pública
*Por un Caldas diferente
*Una causa justa
*El adiós a un gran señor
*Estado de Derecho o Estado Rodín
*La verdadera labor del político
*Preguntas que requieren respuestas
*Política social e intercambio humanitario
*¿Cuál democracia?
*Solo la verdad en la búsqueda de la paz
*Por el decoro y dignidad profesional del abogado
*La crisis del Estado e indiferencia ciudadana
*Se agitan tesis de revocatoria
*Reforma a la justicia: un compromiso institucional
*Santos y de la Calle, los ases para la paz
*La libre expresión y la paz como política de Estado
*A propósito de un fallo judicial