12 de agosto de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Consejo de Estado profiere segunda condena a la Nación por desmanes de las Farc en zona de distensión del Caguan

8 de junio de 2013
8 de junio de 2013

Esta vez, el fallo condena al ministerio de Defensa a pagar una indemnización de 500 millones de pesos a la familia de un taxista que fue asesinado por las Farc en un retén ilegal en el 2001 por el solo hecho de llevar como pasajero a un soldado vestido de civil, a quien también ultimaron a sangre fría.

La Sección Tercera del Consejo de Estado, atribuyó este doble crimen a falta de autoridad por parte del Estado durante el proceso del Caguan.

Según el fallo la ausencia estatal facilitó la práctica delictiva de retenes en la carretera que comunica a Florencia con los municipios de La Montañita, El Paujil, El Doncello, Puerto Rico y San Vicente del Caguán.

El alto tribunal estableció que mientras estuvo vigente la zona de distensión en el Caquetá, entre 1998 y 2002, las Farc ejercieron dominio sobre varios municipios colindantes al área de despeje, tales como: El Doncello, Puerto Rico, El Paujil y Cartagena del Chairá y los corredores viales que unían estas localidades y conducían a San Vicente del Caguán.

Además, advirtió que el Ejército Nacional no impartió instrucciones a sus uniformados ni controló sus actuaciones, para evitar que se desplazaran por tierra, utilizando medios de transporte público, con lo cual adicionalmente, puso en peligro a los particulares.

Sobre el taxista asesinado señaló que “además de estar expuesto a los abusos que cometían sistemáticamente los grupos insurgentes en sus retenes, por la falta de presencia y reacción estatal, perdió la vida, infringiendo dolor a sus seres queridos, porque la demandada omitió hacer la presencia a la que estaba obligada, aunado a que no tomó las previsiones para que el objetivo de los insurgentes alcanzara no solo a sus efectivos, sino también a la población civil, al punto que el soldado abordó su taxi, poniéndolo en peligro a él y a los demás pasajeros que lo ocupaban”.