2 de marzo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Concejo aprobó la reducción del cobro de valorización

20 de junio de 2013
20 de junio de 2013

 

De la totalidad de las obras que estaban planteadas, los cabildantes seleccionaron algunas que consideraron fundamentales para mejorar la movilidad en la ciudad, en sectores donde los ciudadanos tienen mayor capacidad de pago.
Estas obras son:

•         Avenida Colombia (AK 24) desde la Calle 76 hasta Avenida Medellín (AC 80).

•         Avenida El Rincón desde Avenida Boyacá hasta la Carrera 91.

•         Intersección de la Avenida el Rincón por la Avenida Boyacá.

•         Intersección de la Avenida José Celestino Mutis (AC 63) por Avenida Boyacá (AK 72).

•         Avenida José Celestino Mutis (AC 63) desde Avenida de la Constitución (AK 70) hasta Avenida Boyacá (AK 72).

•         Avenida La Sirena (AC 153) desde Avenida Laureano Gómez (AK 9) hasta Avenida Alberto Lleras Camargo (AK 7).

•         Avenida La Sirena (AC 153) desde Avenida Laureano Gómez (AK 9) hasta Avenida Santa Bárbara (AK 19).

•         Parque Gustavo Uribe Botero – Chapinero.
•         Avenida San José (AC 170) desde Avenida Cota (AK 91) hasta Avenida Ciudad de Cali (AK 106).

•         Avenida Boyacá (AK 72) desde la Avenida San José (AC 170) hasta la Avenida San Antonio (AC 183).

•       Avenida San Antonio (AC 183) desde la Avenida Boyacá (AK 72) hasta la Avenida Paseo Los Libertadores (Autopista Norte).
La realización de estas 11 obras tendrá un costo de $381.692 millones, que será cobrado por valorización de beneficio local, que significa una reducción de más de $400 mil millones, ya que en enero de este año el cobro facturado por el Distrito ascendía a $850 mil millones.

A quienes ya pagaron el cobro de la anterior valorización, les será devuelto el dinero; y la nueva facturación de las 11 obras aprobadas por el Concejo se hará, a más tardar, en diciembre de este año.

Otras cuatro vías fundamentales (avenidas Alsacia, Rincón, Tintal, Bosa) que se excluyeron de este cobro  serán financiadas a través de cupo de endeudamiento.

Se establecen montos máximos anuales de cobros, el valor a pagar por cada predio urbano residencial no podrá ser superior al valor del cobro del impuesto predial. Y para los predios urbanos de uso no residencial, no podrá ser mayor a 1,5 veces el valor del cobro del impuesto predial.

Durante la discusión de este proyecto se logró que quedaran excluidos del pago de valorización los predios de uso residencial que tengan un valor catastral menor a $80 millones; y los salones comunales registrados en el Instituto Distrital de la Participación y Acción Comunal, IDPAC.