25 de octubre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Producción al alza ayudará a sortear dificultades cafeteras

1 de mayo de 2013
1 de mayo de 2013

El Congreso contó con la asistencia de seis delegados de cada uno de los 15 Comités Departamentales, quienes son elegidos por voto directo de los caficultores en sus regiones. Los representantes cafeteros coincidieron en la necesidad de afrontar los difíciles retos de la caficultura  en un ambiente de unidad gremial -bajo el lema “Todos sí Podemos”- sin que las discusiones internas desvíen la atención de la búsqueda de las soluciones a través de la Federación, como lo han venido haciendo desde 1927, en los niveles nacional, departamental y municipal y en colaboración con el Congreso de la República y el Gobierno Nacional.

El informe de gestión analizó el periodo desde 2009 hasta marzo del presente año, focalizado en cinco temas: transformación productiva, comercialización, inversión social, calidad en la gestión y sostenibilidad financiera.

La transformación productiva

En este informe se destacó que el país ha evidenciado un cambio sustancial en el parque productivo en los últimos cinco años, esfuerzo que está comenzando a dar resultados en materia de producción.

A marzo de este año, el 94% de las plantaciones del país son tecnificadas, con altas densidades por hectárea. De la misma manera, la gestión de este período permitió que el parque cafetero pasara de un 30% de variedades resistentes a la roya en el 2008 a un 55 % en la actualidad. Este cambio sustancial implica que Colombia esté mucho mejor preparada que otros países productores de cafés suaves para afrontar el cambio climático.

Igualmente se han renovado  más de 460 mil hectáreas en los últimos cinco años-la mitad del total de plantaciones cafeteras en el país- dejando en evidencia que entre el 2010 y 2012 se renovaron 316 hectáreas, una cifra histórica para Colombia. Gracias a este esfuerzo el país tiene hoy cafetales más jóvenes y con mayor capacidad productiva.
La transformación productiva se fundamenta también, en brindar mayor acceso al crédito a los cafeteros. Mediante el programa “Permanencia, Sostenibilidad y Futuro”, que da financiamiento a los pequeños caficultores, se aprobaron más de 185 mil créditos, de 5 millones de pesos en promedio, durante los últimos 5 años, permitiendo financiar la renovación de más de 156 mil hectáreas.  

Las cifras de producción cafetera evidencian los resultados de este inmenso esfuerzo. En el primer trimestre del 2013 la producción registrada de café en Colombia fue 26% superior a la registrada en el mismo periodo del 2012. El gerente también adelantó que se espera un crecimiento sustancial en la producción del mes de Abril.

Estos resultados son de gran importancia, teniendo en cuenta que durante el periodo analizado, la caficultura colombiana enfrentó una compleja coyuntura por la variabilidad y cambio climático asociada con el Fenómeno de La Niña, que afectó la productividad de las plantaciones, reduciendo así las cosechas.

En el informe se conocen a detalle diferentes cifras que demuestran el progreso del país en el área productiva y deja evidencia que la Federación trabaja por hacer parte de la solución y del desarrollo de los caficultores colombianos.

Comercialización, el eje del futuro

En el informe el Gerente también destacó que desde el 2009 los productores que hacen parte de los programas de cafés especiales sostenibles de la FNC aumentaron un 142%, llegando a un total de 162,039 cafeteros vinculados a dichos programas.

La institucionalidad de la Federación ha permitido la ejecución de los programas de apoyo al ingreso AIC -PIC- Protección del Ingreso del Caficultor, a los cuales han accedido más de 234 mil cafeteros. A la fecha se ha pagado el 91% de las 1.3 millones de facturas tramitadas, que equivale a $223.524 millones y tan solo un 2% de las facturas se encuentran en revisión.

En cuanto al desarrollo de la estrategia de valor agregado, el Gerente recordó que la institucionalidad exportaba en el año 2000 apenas un 9% de sus exportaciones con valor añadido, en tanto que para marzo de este año son el  70% de los embarques del Fondo Nacional del Café que tienen un componente de valor agregado.

Por su parte, la exportación de café colombiano a mercados de países emergentes, tuvo un crecimiento del 46% entre 2009 y 2012. De esta manera se están conquistando nuevos mercados para el café colombiano.

En lo que se refiere a la evolución de la marca Juan Valdez®, Muñoz Ortega destacó que entre 2010 y 2012 las ventas de Procafecol, crecieron 38%. En 2012, esta empresa alcanzó utilidad positiva ($1.372 millones) y en el primer trimestre del 2013 la utilidad neta alcanzó 839 millones de pesos. Adicionalmente, la marca Juan Valdez ha dejado por concepto de regalías cerca de 34 mil millones de pess en ingresos al Fondo Nacional del Café.  

Los resultados financieros de la compañía muestran que el negocio se ha  valorizado para beneficio de sus accionistas. Para el 2013 se espera abrir 49 tiendas nuevas alrededor del mundo lo que equivale a un total de 250 tiendas.

Inversión Social, una meta para el continuo desarrollo

Entre los programas más importantes que durante los últimos 5 años se han  trabajado, se resalta Colombia cafetera sostenible que aportó 9 mil millones de pesos para el retorno de 600 familias cafeteras de la Serranía del Perijá. Así como la reconstrucción de Gramalote que con recursos donados por los colaboradores de la Federación y el Banco Agrario se reconstruyeron 40 casas ubicadas en el área rural de esta zona, se renovaron 511 hectáreas de café y se incorporaron 311 más en proyectos productivos.

Cabe resaltar el programa Viviendas con Bienestar que aportó a que cerca de 13 mil familias asentadas en 300 municipios cafeteros contaran con el apoyo de 47 educadores, cuya ayuda aporta a la convivencia familiar, las condiciones de habitabilidad de los hogares y la protección de los derechos de los niños y las mujeres.

Sostenibilidad Financiera, el gran reto para Colombia

El Gerente recordó que desde el 2010, ante la caída en los ingresos por contribución cafetera fruto de la revaluación y de las menores exportaciones,  se implementó un fuerte Plan de Sostenibilidad Financiera al Fondo Nacional del Café. Entre las diferentes acciones emprendidas se incluyeron ajustes en  el esquema de comercialización, cuya operación actualmente deja un resultado positivo de  $63 mil millones.

Así mismo, se han destinado $96 mil millones para reducir el pasivo financiero institucional, provenientes de la venta de activos y la generación de excedentes en la gestión comercial. Asimismo, se han reducido los gastos en diferentes frentes por 104 mil millones de pesos, llevando a que el Fondo Nacional del Café haya generado 245 mil millones entre excedentes, ahorros y ventas de activos.

Al finalizar su informe el gerente General manifestó que: “Es esencial que hoy, ante los retos que enfrenta la caficultura y la importancia que tiene el sector en la construcción de un país más justo y equitativo, trabajemos unidos para transformar el producto agrícola insignia de Colombia que es el café”.