5 de diciembre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Nicaragua afirma que renuncia de Colombia a pacto de Bogotá no afecta fallo de CIJ

29 de noviembre de 2012
29 de noviembre de 2012

Las declaraciones fueron dadas a conocer por el agente del país centroamericano en La Haya, Carlos Argüello, quien en declaraciones a la prensa local calificó como «una medida precipitada» la decisión de Colombia de retirarse del convenio.

El abogado explicó que Colombia deberá esperar un año para que su renuncia entre en vigencia y en todo ese tiempo “cualquier país miembro del tratado puede demandarla sin ningún inconveniente”.

A su vez, advirtió que con esta acción, el Gobierno presidido por Juan Manuel Santos “renuncia a la posibilidad de solucionar pacíficamente las controversias futuras con Nicaragua” y con otros países; lo que según él, no será aprobado por la comunidad internacional.

«Colombia va a pagar un precio muy alto por este incumplimiento. Toda la comunidad internacional va a estar en contra de Colombia; incluso todos los países americanos (…) Ningún país va a estar de acuerdo en que algún país ignore lo que la Corte está diciendo en un fallo unánime. En este caso la unanimidad le quita cualquier mala intención que ellos crean que tuvo ese fallo», recalcó.

Por otro lado, aseguró que la renuncia “no es retroactiva”, e insistió en que a pesar de que Colombia denuncie el Pacto, es imposible desconocer el fallo de la CIJ en el que se otorgó a Nicaragua soberanía marítima sobre las aguas que rodean las islas de San Andrés.

También recordó que el fallo es inapelable, por lo que afirmó que debe cumplirse de inmediato y que el único camino que le queda a Colombia es acatar y cumplir la sentencia.

Este miércoles, el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, ratificó la salida de su país del Pacto de Bogotá, un convenio suscrito el 30 de abril de 1948 en el que, entre otras otras, los países independientes manifestaron su confianza en la competencia de la CIJ como tribunal internacional.

La decisión vino a raíz del veredicto dictado por esa corte el pasado 19 de noviembre, en el que se dio a Colombia la soberanía de los territorios insulares de todas las islas que conforman el archipiélago de San Andrés pero otorgó a Nicaragua la soberanía marítima en las aguas que la rodean.

El Pacto de Bogotá instaura una obligación general a los firmantes para resolver sus conflictos a través de medios pacíficos. También se les conmina a agotar los mecanismos regionales de solución de los asuntos antes de acudir al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

teleSUR- Afp- El Nuevo Diario.com.ni/ lp