12 de mayo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Desechos para producir biocombustibles

10 de septiembre de 2012
10 de septiembre de 2012

Estados Unidos y la Unión Europea se plantearon como metas de gobierno que, para el año 2030, el 25% del combustible producido en sus territorios debe proceder de fuentes renovables.

En Colombia, el Plan Nacional de Desarrollo de 2013 se ha enfocado en la producción de sustitutos como el etanol y el biodiésel.

En la búsqueda de otras alternativas al petróleo, el ingeniero Franz Edwin López Suárez, durante su estancia posdoctoral en la UN en Manizales, adelanta investigaciones con desechos industriales de plantas que no tienen ningún uso comestible, para transformarlas en productos químicos que incidan positivamente en los planos económico y ambiental.

“La idea es evaluar diferentes fuentes de biomasa lignocelulósica. Estos son desechos de plantas a las cuales les efectuamos un tratamiento de sacarificación, fermentación y separación, para obtener azúcares de los cuales se derivan productos renovables de valor agregado”, indica el ingeniero.

Con base en el método convencional, que consiste en tomar el residuo y hacerle un tratamiento, la investigación se plantea efectuar algunas modificaciones al proceso para encontrar diferentes productos de un mismo material.

Con el material lignocelulósico se procede a un tratamiento físico o químico para «romperlo» y extraer una materia prima intermedia (celulosa y hemicelulosa) de la cual se sacan azúcares para producir combustibles que no aumentan la cantidad de CO2 en el planeta, sino que, al ser usados, permiten que las plantas lo reabsorban y así originen un ciclo natural.

“Con los valores experimentales obtenidos se llevará a cabo la simulación de los procesos en condiciones reales, análisis de costos e impacto ambiental, para determinar cuál es el proceso más rentable”, expresa.

Este trabajo lo desarrolla el grupo de Ingeniería Hidráulica y Ambiental en las instalaciones del Instituto de Biotecnología y Agroindustria de la UN en Manizales.