27 de julio de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Jessy Quintero y Laura Moreno podrían pagar hasta 50 años de prisión: Fiscalía

22 de mayo de 2012
22 de mayo de 2012

Así lo hizo saber la Fiscalía durante la audiencia de acusación formal por el delito de homicidio agravado en calidad de coautoria impropia y a Jessi Quintero, por el delito de encubrimiento y falso testimonio.

De acuerdo con el organismo acusador, las implicadas fueron coautoras del asesinato, pese a que no participaron directamente en los hechos.

El fiscal 11 de unidad de vida, Antonio Luis González, manifestó que las procesadas han intentado confundir a las autoridades judiciales y de investigación a encontrar la verdad sobre los hechos pues cambiaron la versión de los mismos.

“Según las pruebas, la participación no consiste en pegarle sino de tener el conocimiento directo de lo que le causó la muerte a una persona. Se hace un fantasiosa caída al caño señalando que las cosas son totalmente contrarias a la verdad”, precisó el fiscal investigador.

El fiscal intenta acusar a Jessy Quintero y Laura Moreno una vez resuelva unos cuestionamientos que le hizo la defensa de las implicadas con respecto a las pruebas presentadas contra las dos estudiantes.

Durante la audiencia, el fiscal fue acusado por el abogado defensor de Laura Moreno, Jaime Granados, de dilatar el proceso. Así mismo, el abogado defensor de Jessy Quintero, afirmó que en la pasada audiencia fue atropellado e insultado.

Por su parte, el fiscal González informó que la Fiscalía tiene pruebas que indican que Luis Andrés Colemares fue asesinado y que Jessy Quintero acompañaba a Laura Moreno y a la víctima el día de los hechos, además afirmó que Quintero sabía lo que había ocurrido gracias a las interceptaciones que se realizaron.

Luego de estos hechos el abogado de la familia Colmenares, Jaime Lombana, defendió las actuaciones del fiscal a cargo del caso asegurando que estaba procediendo bajo la ley. Por otro lado el juez 11 de conocimiento exigió mantener la cordura a los abogados y al fiscal del proceso.