27 de julio de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Cayó el terror de los oleoductos en Nariño y Putumayo

20 de mayo de 2012
20 de mayo de 2012

La Policía Nacional informó que capturó en Floridablanca (Santander) a Fredy Romero Anacona, tercer cabecilla del frente 48 de las Farc, quien durante más de 18 años hizo parte de la organización narcoterrorista, donde llegó a convertirse en uno de los “discípulos” más cercanos de “Joaquín Gómez” y “Fabián Ramírez”, dice informe de la institución.

Alias “Euclides”, quien integró los frentes 3 y 15, fue detenido en una vía pública del barrio El Reposo del mencionado municipio, a donde se trasladó huyendo luego de la captura en Ecuador el pasado 8 de Mayo de Wilson Tapiero Tique, alias “Dumar”, cabecilla financiero del frente 48.

Precisamente, al momento de ser requerido por unidades especializadas de la Policía Nacional, Romero Anacona mostró una cédula del vecino país, a nombre de Carlos Javier Romero Zambrano, presunto jornalero de la zona de Lago Agrio, en la provincia de Sucumbíos, donde la colaboración de las autoridades locales ha sido notable y creciente.

“Euclides”, quien junto a “Dumar” retomó las actividades de narcotráfico que encabezaba “Oliver Solarte”, sería responsable de la planeación y ejecución de más de 90 acciones terroristas contra la Fuerza Pública y la población civil, pero particularmente contra la infraestructura petrolera en los departamentos de Nariño y Putumayo, donde se le atribuye el 75 por ciento de las perforaciones con explosivos a los oleoductos que transportan el crudo en esa región del país.

Fredy Romero Anacona aparece vinculado a hechos como la toma a la base militar de El Billar el 5 de Marzo de 1998, donde 63 soldados fueron asesinados y 43 más secuestrados; al ataque contra el Puesto de Policía de San Miguel el 10 de Septiembre de 2010, donde ofrendaron su vida 8 miembros de la Institución; y al asesinato del Teniente Coronel Edgar García Nieto, Comandante del Batallón 27 de Ingenieros en Puerto Asís, en hechos ocurridos el 1 de noviembre del mismo año.

Precisa el informe que “Euclides”, cuyo nombre aparece en varios correos encontrados en los dispositivos electrónicos incautados a las Farc, es encargado por sus superiores de coordinar ataques certeros contra la Fuerza Pública y la empresa privada, a la vez que recibe instrucciones para el traslado y entrega de estupefacientes, al tiempo que le reclaman posibles actitudes de relajamiento que al tenor de lo expuesto por el Secretariado en los documentos revisados, habría permitido el éxito de las autoridades y concretamente de la Policía Nacional en algunas de las operaciones realizadas contra el frente 48.

Romero Anacona fue cobijado con medida de aseguramiento como presunto responsable de los delitos de rebelión y concierto para delinquir con fines terroristas.