28 de noviembre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

La Arquitectura Republicana, atractivo turístico de Manizales

22 de enero de 2012
22 de enero de 2012

 

casa estrada
Casa Estrada

Por lo regular, usted camina con la mirada fija en las vitrinas de los almacenes, o esperando encontrar un amigo en la acera de enfrente, o deleitándose con la figura esbelta  de una mujer que cruza por su lado. No sabe lo que se está perdiendo por no mirar hacia arriba, hacia esos balcones adornados con antepechos que sobresalen tímidamente entre arcadas decoradas con exquisito gusto.
Si usted es de esas personas que camina sin observar lo que a su alrededor existe, sin un asomo de nostalgia por las cosas bellas que con el paso del tiempo la ciudad ha perdido, no tiene por qué importarle la belleza arquitectónica que encierran algunas construcciones del centro de Manizales. Pero si usted es de esas personas que se detiene a admirar capiteles con terminado artístico o arcos de medio punto plegado que coronan construcciones antiguas, quiere decir que usted es un amante del estilo neoclásico que caracteriza lo que se ha llamado Arquitectura Republicana.

RECUERDOS DE UNA EPOCA

Un hermoso libro publicado con motivo del sesquicentenario tiene en una de sus solapas esta leyenda: “Descubrir el centro de Manizales es ser testigo de una de las más fuertes expresiones del espíritu de una época donde sus habitantes erigieron un conjunto arquitectónico tan valioso que de acuerdo a los expertos es el más extenso y homogéneo que la Arquitectura Republicana conserva en el país”. Es verdad. Manizales tiene en su zona céntrica unas edificaciones decoradas tan artísticamente que convierten la ciudad en un caso singular en Colombia.

edificio saenz
Edificio Sáenz
 
Son construcciones que sobresalen por sus terminados de exquisito estilo arquitectónico, con decorados de corte renacentista que muestran a veces motivos heráldicos, con esquinas ochavadas que le proporcionan a las calles un encanto especial. Columnas estriadas rematadas en capiteles, frisos ornamentados con ramilletes, arcos ojivales en fachadas son expresión auténtica de una arquitectura que está convirtiendo a la ciudad en un atractivo turístico. Así como lo lee. Ese legado de una época que marcó historia fue el motivo para que  estas construcciones fueran declaradas Monumento Nacional.  
    
Manizales “cuenta parte de su historia  a través de las fachadas, de las ventanas, de las rejas, de los pisos y de ese sinnúmero de formas ornamentales conocidas como Arquitectura Republicana”. Esas casas de corte romántico que adornan ventanas terminadas en arco le han dado identidad a la ciudad. Sustituyeron esas viejas viviendas de bahareque que consumieron los incendios del 4 de julio de 1925 y el 20 de marzo de 1926, en una especie de transición entre la guadua  y el cemento. La ciudad que se construyó después de estos dos incendios tenía personalidad propia.

PATRIMONIO HISTORICO

En los alrededores del Parque de Bolívar se levantan las más importantes construcciones de estilo republicano que tiene Manizales. La propia Catedral, cuya primera piedra se colocó el 5 de febrero de 1928, es un testimonio de ese estilo que caracterizó las construcciones de la época. Germán Téllez. arquitecto, dice que con la Catedral de Villanueva, en Medellín, se constituye “en la obra más grande, físicamente,  y más importante, cualitativamente”, en lo que a arquitectura religiosa se refiere, de todo el período republicano.

gobernacion de caldas
Gobernación de Caldas
  
La Catedral de  Manizales no sólo es el símbolo de las creencias religiosas de un pueblo sino también del estilo republicano en arte religioso. Sus torres, tracerías, columnas, esculturas, muros y decoraciones son de cemento. Su concepción volumétrica, diseño del arquitecto Italiano Julián Polty, se adapta al área cuadrada de la manzana. Los vitrales, de hermosos acabado, están concebidos en las formas clásicas del estilo neogótico. Construida por Angelo Papio y Carlo Bonarda,  los “sistemas abovedados en concreto armado que definen sus naves” le proporcionan belleza.
    
La Gobernación de Caldas, cuya construcción se inició en 1927, diseñada por John Wotard, es la otra edificación de estilo republicano que embellece el Parque de Bolívar. Según Jorge Enrique Esguerra, se concibió “en concreto armado, con muros de cerramiento en mampostería de bloques de cemento y divisiones interiores de bahareque encementado”. Su puerta de acceso principal  es un pórtico en arco de doble altura que complementa el entorno del parque. En concepto del arquitecto historiador Germán Téllez,  es una construcción “pletórica de sabrosas violaciones a la gramática estilística de cualquier época”.
    
El edificio de la gobernación se construyó pensando un poco en lo que representaba la primera edificación de estilo republicano que se levantó en Colombia en 1846: el Capitolio Nacional. Las “pilastras adosadas a los muros, rematadas en capiteles corintios”, que adornan su interior, le proporcionan un aire de majestuosidad. Lo mismo las guirnaldas y volutas que adornan sus techos. Además, la hoja de acanto, figura moldeada en cemento, es un detalle ornamental que embellece su aspecto exterior. Animales mitológicos, medallones y ánforas se entremezclan en frisos, cenefas, capiteles, áticos y cielo rasos.

OTRAS EDIFICACIONES

El arquitecto Jorge Enrique Robledo sostiene que en Manizales hay cerca de 150 edificaciones que son patrimonio histórico de la ciudad por sus connotaciones artísticas. Una de ellas es la antigua Estación del Ferrocarril donde ahora funciona la Universidad Autónoma. Diseñado por el mismo arquitecto que hizo las veces de Jefe de la empresa norteamericana Ulen y compañía, contratada para la reconstrucción de la ciudad después de los incendios, Jhon Wotard, es una construcción que en su parte central conserva una hermosa cúpula donde sobresale el arco de la entrada principal, de fino acabado. Es una de las construcciones más representativas del estilo republicano.

la estacion

El palacio Arzobispal simboliza en su parte interior la estética que caracterizó a los diseñadores de la Arquitectura Republicana. Amplios corredores con barandas en cemento moldeado, cornisas exteriores que resaltan su imponencia, arcos interiores de elaborada terminación, cielo rasos decorados con gusto, columnas estriadas rematadas en capiteles, son apenas una muestra de los elementos tanto interiores como exteriores que destacan su construcción. La puerta principal, que termina en arco decorado, está resguardada por cuatro columnas estriadas terminadas en capitel que resaltan su exquisita ornamentación.

¿Y qué decir del edificio Sanz construido en 1927? Las palabras quedan cortas para describir su belleza exterior. Es quizá la edificación más imponente sobre la carrera 23. Con sus cuatro pisos comunicados por escaleras se convirtió, para la época, en la edificación de mayor altura en la ciudad. Aquí funcionó durante muchos años el famoso Hotel Europa. Sus pequeños balcones exteriores, sostenidos sobre pequeñas columnas adheridas a las paredes, no le restan imponencia a las figuras de Minerva y Mercurio que sobresalen en la parte más alta de la esquina ochavada.
    
La Casa Estrada y otras edificaciones frente a la catedral por la calle 23 se suman a este tipo de construcciones de estilo republicano  que llaman la atención de los turistas. Son edificios que conservan esos rasgos propios de una arquitectura que dejó huella en Manizales. Sus ventanas, sus fachadas donde sobresalen las heráldicas de las familias que los construyeron, su variada ornamentación, la coherencia de sus volúmenes, sus columnas de fuste liso, sus balaustradas caprichosas, sus arcadas interiores son elementos que le dan identidad cultural a la ciudad.

EPILOGO

Creemos no estar equivocados cuando afirmamos en el título de esta crónica que Manizales tiene en su Arquitectura Republicana un gran atractivo turístico. Los Europeos se emocionan mirando este tipo de edificaciones. El Comité de Rescate del Centro Histórico no se equivoca cuando intenta vender este paisaje urbano a los turistas. Como lo afirmamos en una nota editorial del desaparecido periódico La Verdad, la Administración Municipal debería buscar la forma de hacer que los propietarios de viviendas en el centro de la ciudad recuperen este tipo de fachadas. Es necesario estimular el rescate de las fachadas de estilo republicano.  Con información tomada de los libros

catedral

“Arquitectura Republicana en Manizales”,
varios autores, y “La ciudad de la colonización
antioqueña: Manizales” de Jorge Enrique Robledo.