27 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Distrito le declara “la guerra” al ‘carrusel de contratos’ en la salud

12 de enero de 2012
12 de enero de 2012

Jaramillo anunció que el Distrito dará la lucha contra la corrupción en el sector hospitalario y dijo que el 'carrusel de la salud' no sólo ha permeado los contratos de las ambulancias, sino también, la construcción de hospitales.

El Secretario de Salud anunció el cobro de la garantía emitida por Bancolombia que asciende a 1946 millones de pesos por incumplimientos en el contrato de construcción del hospital El Tintal. Además, sancionó a la constructora Consorcio HC Ingenieros y pidió 300 millones de pesos de indemnización por el último mes de atraso, porque la obra comenzó en 2009 y hoy tiene sólo un 87 por ciento de ejecución.

De otro lado, indicó que los servicios del Hospital El Tintal estarán enfocados en el atención a menores, para hacerle frente al cierre de camas pediátricas y que la inversión necesaria para concluir la obra asciende a los 4.800 millones de pesos.

Con respecto a los indicios de corrupción en los contratos de ambulancias, Guillermo Alfonso Jaramillo anunció una citación a la Unión Temporal de Transporte Ambulatorio Bogotá a una audiencia pública el 24 de enero, en la que los ciudadanos harán una veeduría y podrán denunciar las irregularidades en la prestación del servicio de esta empresa, con la que tiene un contrato de 67 mil millones de pesos.

Por último, Jaramillo reiteró que este es el inicio de una serie de investigaciones a los contratos de salud del Distrito con empresas privadas y señaló que se reforzará del equipo auditor de la secretaría para investigar posibles irregularidades en los hospitales de Meissen, Simón Bolívar y Tunal, entre otros.

La obra que inició su ejecución el 18 de agosto del 2009 tuvo un costo inicial de 19.464 millones de pesos, y debía ser entregada el pasado 27 de noviembre de 2010 pero se encuentra aún sin terminar, exactamente en un 87 % de ejecución representado en un 100 % de instalaciones y 70 % de mampostería, razón por la cual, y luego de surtir el debido proceso, se inicia cobro por 291 millones de pesos derivados de la no entrega oportuna por parte del Contratista
Además y producto de un proceso administrativo, mediante Resolución No. 025 del 12 de enero de 2012 en proceso de notificación se confirmó una sanción en contra de dicho constructor y se ordenó cobrar la garantía emitida por Bancolombia que asciende a 1946 millones de pesos, con el afán de salvaguardar los recursos de la salud de los bogotanos, en grave riesgo luego de los incumplimientos por parte del contratista.

Luego de hacer un análisis general de las necesidades de la población del sur occidente de la ciudad el secretario de Salud considera que el Hospital el Tintal debe ser centro de referencia de la población materno infantil, formando parte de una completa red de atención para las localidades de; Fontibón Kennedy, Bosa y Puente Aranda.

La inversión necesaria para concluir la obra del Hospital asciende a 4800 millones de pesos que serán claves para instalar los servicios de; Urgencias, consulta externa, imagenología, gineco-obstetricia, pediatría, y servicios quirúrgicos obstétricos, que beneficiaran a una población de cerca de dos millones de personas en su mayoría niños y niñas menores de 5 años.

De otro lado el Secretario Jaramillo cita a la Unión Temporal Transporte Ambulatorio Bogotá, quien maneja un contrato con el Distrito de 67 mil millones de pesos para prestar el servicio de Ambulancias en la ciudad, a una audiencia pública para el próximo 24 de enero a las 7 AM, en donde invita a todos los ciudadanos a ejercer una fuerte veeduría ciudadana y constatar las presuntas irregularidades técnicas, en el cumplimiento del contrato.

Finalmente se determino por parte del Secretario de Salud el reforzamiento de un equipo auditor en la Secretaria que ya detectó las irregularidades del servicio de ambulancias y estaría a cargo de la auditoria de Hospitales como; Meissen, Simón Bolívar y Tunal entre otros, declarando la “guerra total al cartel de la salud”.