27 de octubre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Santos pide responder rápido a las alertas

25 de noviembre de 2011
25 de noviembre de 2011

Luego de liderar este jueves una reunión sobre el tema en la Casa de Nariño, el Presidente Santos indicó que cuando haya una alarma o un llamado de las autoridades, es necesario reaccionar pronto para salvar vidas, que es la prioridad del Gobierno ante la emergencia provocada en algunas regiones por causa de la temporada de lluvias.

“Los derrumbes, los deslizamientos, se presentan en forma inesperada y son muy rápidos. Por eso cuando haya alguna señal, alguna alarma, hay que reaccionar rápido para salvar vidas”, recalcó el Mandatario.

En ese sentido, el Jefe de Estado explicó que luego de estudiar la actual temporada de lluvias en el país, se concluyó que el actual Fenómeno de la Niña no es igual al anterior, pues en este momento dicho fenómeno se encuentra en proceso de debilitamiento.

Resaltó que las precipitaciones deben comenzar a disminuir pronto: “Las lluvias deben comenzar a ceder a mediados del próximo mes de diciembre, alrededor del 15 de diciembre. En la Costa Caribe deben empezar a ceder a comienzos de diciembre”, previó el Mandatario.

El Presidente Santos indicó que el actual Fenómeno de La Niña disminuyó considerablemente comparado con la temporada de lluvias 2010-2011. No obstante, las lluvias se han presentado cuando apenas el país se está recuperando de la anterior temporada invernal.
“Es como una esponja muy mojada que si le llega una gota de agua adicional, el agua corre, no absorbe la esponja. Por ejemplo, en la Sabana de Bogotá el nivel freático es tan alto que todo lo que llueve no lo absorbe, el agua no puede absorberlo, la tierra no absorbe nada de la lluvia adicional”, explicó el Jefe de Estado.

Debido a esta saturación de agua en distintas regiones del país, se han presentado más deslizamientos y derrumbes, lo que ha afectado en mayor proporción las vías, pues las montañas todavía tienen la tierra mojada a causa de la pasada emergencia invernal.

Señaló que en esta temporada de lluvias el número de damnificados es menor: “Son alrededor de 350 mil damnificados que llevamos en este invierno frente a más de 1,2 millones que a estas alturas llevábamos en la Niña pasada”, concluyó el Presidente Santos.