19 de octubre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Interrogantes válidos sobre el desastre de Manizales

9 de noviembre de 2011
9 de noviembre de 2011

tubos

La Barca de Calderón

¿Y del seguro, qué?

Con los desastres ocurridos en las plantas de “Aguas de Manizales” se tenían que haber hecho efectivas las pólizas de seguros que la ley obliga sobre todos los bienes del Estado.

Preguntas pertinentes: ¿Por qué el gerente de “Aguas de Manizales” nunca hizo efectivas las pólizas? ¿Por qué la Contraloría Municipal nunca exigió la defensa del patrimonio público en “Aguas de Manizales”?

¿El tubo tuvo la culpa?

¿Dónde están los tubos que tenía ”Aguas de Manizales” para atender la emergencia? ¿Quién los vendió? ¿Cómo se reportó el producto de esa venta en el balance de la empresa de “Aguas de Manizales”? ¿Dónde está ese dinero?  ¿Quién los puso a la venta y cómo se reportó?

Esa reserva de tubos habría salvado a Manizales de las dos calamidades.

Sabemos que esos tubos costaron una milllonada.

Señora Contralora: ¿quién cuida la platica del erario?

El nuevo mejor amigo I

Aunque ahora están en luna de miel Juan Manuel Santos y Rafael Pardo, hasta hace apenas un año el actual presidente de la República se encontraba demandado por su nuevo ministro de Trabajo. La causa era una declaración que Santos había hecho como ministro de Defensa en el sentido de que el gobierno tenía información de que Pardo estaba en conversaciones con las Farc para derrocar al presidente Uribe. Indignado, Pardo lo demandó por calumnia y también por perjuicios.

El nuevo mejor amigo II

Santos envió una carta para explicar que su declaración obedeció a informaciones que había recibido y que no fueron confirmadas. Por su parte, el presidente Uribe le ofreció disculpas a Pardo, pero aun así, este decidió seguir adelante con el pleito. Finalmente, el juez falló a favor de Santos con base en la carta en la que este se retractaba. La demanda por perjuicios fue retirada por Pardo poco antes de la posesión del presidente Santos. Confidenciales, Semana.

'¿Fuiste tú?'

El ex ministro Jaime Castro sacó el domingo pasado menos del 1 por ciento de los votos para alcalde en Bogotá, pero eso no lo dejó de catre. El martes apareció, como si nada, en El Campín para ver a su Santafecito contra Vélez y un señor que no conocía se le acercó y le dijo: "Voté por usted, doctor Castro". Este, emocionado, le preguntó: "¿Fuiste tú?"… y lo abrazó. Teléfono Rosa, El Tiempo.

Los negocios de Sarmiento en El Tiempo

El portal Primera Página anunció que el empresario Luis Carlos Sarmiento compró las acciones de Planeta en El Tiempo con lo cual, si la noticia es confirmada, el hombre más rico de Colombia será el dueño del 98 por ciento de las acciones de la Casa Editorial El Tiempo.

Según el portal, Mauricio Vargas será el nuevo director, del periódico. La pregunta es, si esta venta se confirma, ¿quién le va a creer algo a Portafolio? La Silla Vacía.

Rojas y Llano, ¿distanciados?

La relación del Alcalde electo de Manizales, Jorge Eduardo Rojas Giraldo, y el Alcalde actual, Juan Manuel Llano Uribe, no anda en su mejor momento. Rojas le ha hecho varios reclamos, incluso en público, por las últimas embarradas del mandatario al que le falta un mes y tres semanas para culminar su ejercicio. La situación se deberá suavizar, pues en este tiempo deben hacer labores de empalme. Supimos que… La Patria.

Off the Record
El Nuevo Siglo

Puja por CNE (I)

Los partidos se empezaron a mover para lo que será el proceso de elección del Consejo Nacional Electoral (CNE) que, como se sabe, fue anulada en la tercera semana de octubre por el Consejo de Estado debido a que en la escogencia de los  nueve magistrados no se utilizó el voto público y nominal de los parlamentarios sino que éste fue secreto, lo que violó flagrantemente el régimen de bancadas e hizo imposible establecer si los congresistas cumplieron disciplinadamente con la directriz de su respectivo partido.

Puja por CNE (II)

Aunque algunos parlamentarios consideran que debe llevarse a cabo una nueva escogencia de magistrados, y que éstos deben ser distintos a los que fueron elegidos en la votación del 30 de agosto de 2010, otros consideran que el “mapa político” es el mismo que regía hace un año, pues la elección del CNE de entonces reflejaba no sólo las mayorías partidistas en Senado y Cámara sino también la integración de la coalición de Unidad Nacional que había conformado el recién posesionado presidente Juan Manuel Santos. En ese orden de ideas, lo que debería hacerse es volver a votar por los mismos nueve magistrados que, según la sentencia del Consejo de Estado, sólo estarán en sus cargos hasta el 15 de diciembre.

Puja por CNE (III)

Sin embargo, los parlamentarios que consideran que debe barajarse y volver a repartir en materia de candidaturas a los nueve escaños sostienen que la Unidad Nacional cambió, puesto que hace un año el Partido Verde no hacía parte de la misma y, por ende, ello cambia el “mapa político” tanto en lo que tiene que ver con las mayorías gobiernistas y los partidos que se pueden considerar como “independientes” o “en la oposición”.

Puja por CNE (IV)

En la bancada del Polo también empiezan a analizar qué puede pasar con la votación de ese partido para escoger a los magistrados. El panorama entre los senadores y representantes a la Cámara en la toldas amarillas es muy distinto al que se registraba en agosto del año pasado. Hoy la bancada está dividida, pues si bien el partido es el único que se ha declarado oficialmente en la oposición al gobierno Santos, cuatro senadores (Camilo Romero, Mauricio Ospina, Luis Carlos Avellaneda y Jorge Eliécer Guevara) declararon una especie de disidencia interna e integraron lo que han denominado como “Oposición alternativa”. Es claro que como prima en la escogencia del CNE el régimen de bancadas, pues por más dividida que esté la bancada todos los integrantes de la misma deberían votar en el mismo sentido, o los indisciplinados se expondrían a ser suspendidos o incluso a perder la curul.

Puja por CNE (V)

De igual manera, en el proceso de elección que está arrancando se debe establecer cuáles parlamentarios tienen investigaciones pendientes en el CNE, pues si alguno de éstos llega a participar en la escogencia de los magistrados podría incurrir en una violación al régimen de inhabilidades e incompatibilidades del congresista. En ese caso, los investigados tendrían que declararse obligatoriamente impedidos y apartarse de todo el proceso. Además, al ser el voto público y nominal, es apenas obvio que se puede identificar claramente si alguno de los parlamentarios investigados participó en la elección pese a estar inhabilitado.