17 de mayo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

“Pagaron para que destrozaran La Tebaida”: Secretario de Gobierno

4 de octubre de 2011
4 de octubre de 2011

Afirmó que aunque el alcalde había pasado un acuerdo para entregar un subsidio para reducir el costo de los servicios públicos para los usuarios locales, el mismo día en el que se iniciaron las sesiones en el concejo, empezaron las protestas de la comunidad.

“Siempre se han atendido porque ahí están las pruebas de las reuniones y se trajo a la Superintendencia de Servicios Públicos para que atendieran el caso. Al parecer todo esto no tenía nada que ver con los servicios públicos. Parece que sacaron provecho de este tema para hacer disturbios que tienen que ver con el tema político, porque yo que estuve en cabeza de todo, tuve la intención de conciliar, trate de calmarlos, no quisieron escuchar y no lo aceptaron y por el contrario uno de ellos me agredió en el parqueadero”, aseveró el funcionario.

El 23 de agosto repartieron unos volantes con los logos de la alcaldía de La Tebaida en los que hablaban de la inseguridad del municipio y recomendaban beneficiar a ciertos candidatos a la alcaldía de la localidad. “Aparece un documento en el que hablan mal de la Nueva Tebaida con un logo de la secretaría de Gobierno, y querían hacerle pensar a la gente que era desde la alcaldía que se estaba hablando mal, y yo saco un volante en el que ofrezco una recompensa durante los primeros días de septiembre para quien informe sobre las personas que repartieron esto. Es evidente que quieren poner a la comunidad en contra de la administración”, afirmó Guzmán.

Menores de edad protagonizaron varias de las revueltas que dejaron heridos y daños materiales. “El mismo rector del Instituto de La Tebaida denunció que estaban utilizando menores de edad para estas protestas. El señor Luis Emilio Bohórquez, docente e integrante del comité de servicios públicos del municipio, sacó a los estudiantes a la manifestación”, dijo el secretario.

Esta situación preocupa a los funcionarios de la alcaldía que han debido soportar amenazas y abandono de sus viviendas ante estas acciones que han puesto en peligro la integridad propia y de sus familias.

De igual forma, los disturbios fueron aprovechados para destrozar y robar casas y establecimientos comerciales, perjudicando así a la ciudadanía que no tiene nada que ver con los acuerdos relacionados con los servicios.

“Por más que el alcalde trabajara para mejorar el cobro de los servicios ellos querían adelantarse al acuerdo que beneficiaría a la comunidad, porque esto fue una excusa para hacer los disturbios y acabar con todo. Pedían la presencia del mandatario pero cómo iba a dar la cara si estaban agrediéndonos, por eso motivo el doctor Javier Cardona se fue para la Defensoría del Pueblo con la intención de que le ayudaran con esta situación que ya se veía venir”, declaró el funcionario.